RESÚMENES DE LAS PONENCIAS

RESÚMENES DE LAS PONENCIAS QUE SE PRESENTARÁN EN EL XX CONGRESO DEL INSTITUTO INTERNACIONAL DE HISTORIA DEL DERECHO INDIANO

Lunes, 16 de septiembre

 

11 horas: Apertura del XX Congreso del Instituto Internacional de Historia del Derecho Indiano. Autoridades.

 

12 horas: Sesión de mañana.

 

Conferencia inaugural a cargo del profesor Dr. José María García Marín. (Presidente del Comité Organizador del XX Congreso del Instituto Internacional de Historia del Derecho Indiano. Catedrático Emérito de la Universidad Pablo de Olavide. Doctor Honoris Causa por la Universidad de Córdoba).

 

15.30-19.00 horas: Sesión de tarde.

 

MESA 1HISTORIOGRAFÍA DE DERECHO INDIANO. (Sala 3)

Moderador: José de la Puente Brunke.

 

-Francisco Javier Andrés Santos: “El gobierno de la República en la obra de Fernández de Otero”.

En el XIX Congreso del Instituto Internacional de Historia del Derecho Indiano, celebrado en Berlín en 2016, tratamos de demostrar la importancia que tuvo, en materia de ordenación del gobierno del gobierno local de Castilla e Indias, y la notable difusión de que gozó en tierras de América, el Tractatus de Officialibus Reipublicae(ca. 1632) del jurista castellano Antonio Fernández de Otero, obra que, según nuestras investigaciones iniciales, se había convertido a mediados del siglo XVIII en una importante fuente de autoridad dentro de la tradición jurídica hispanoindiana. Asimismo, propusimos un esbozo de lo que pretendía ser una edición crítica bilingüe de dicho tractatus. En esta ocasión, continuando en la línea de aquel trabajo, nos proponemos ofrecer un ejemplo concreto de la relevancia de dicha obra, y del modo en que se puede verificar próximamente dicha edición crítica, partiendo del caso del capítulo VI de la primera parte del Tractatus(De confirmatione electionis Officialium quae a Superiore necessario est petenda, quomodo debeat fieri, et de eius effectu), con ocasión de su utilización en un conflicto entre el cabildo local de Córdoba (Argentina) y el gobernador provincial en el año 1814.

-Roberto Cerón Reyes: “El Derecho indiano en Alamiro de Ávila Martel y Manuel Salvat Monguillot”.

Los estudios sobre historiografía jurídica chilena son escasos. Dentro de este puñado se observa una preferencia por la revisión, en perspectiva histórico-crítica, del método empleado por sus cultores y la visión general de la disciplina que subyace en sus obras. En cambio, son pocas las contribuciones que han analizado, con iguales herramientas, el tratamiento dado por los historiadores del derecho chilenos a alguna de las materias que comprende la historia jurídica. Examen que resulta del todo pertinente para enjuiciar la significación y vigencia de sus obras, sobre todo la de aquellos que sentaron las bases científicas de este saber en Chile. En este contexto, la figura de Alamiro de Ávila Martel (1918-1990) y Manuel Salvat Monguillot (1913-2004), pertenecientes a la denominada Escuela chilena de historiadores del derecho, cobra especial relevancia. La presente comunicación estudia la valoración dada por ambos estudiosos al Derecho indiano. Concretamente, su concepto y sus atributos. Tal análisis permitirá ponderar la actualidad de sus planteamientos en los tópicos ya mencionados. 

-Thomas Duve: “La literatura pragmática y el Derecho indiano”.

La “literatura jurídica práctica” ha sido estudiado ya hace muchísimos años (por ejemplo, Sánchez Bella, 1954). Sin embargo, pocas veces se ha relacionado este tipo de literatura con el modus operandi del jurista indiano y de otros actores, especialmente del campo religioso, que contribuyeron a la formación del orden normativo colonial. Además, tanto la teoría del derecho como la ‘historia del conocimiento’ (History of Knowledge) nos proponen interesantes perspectivas innovadoras sobre la producción de conocimiento y su análisis histórico. El objetivo de la presentación consiste en mostrar estas perspectivas, discernir sobre su utilidad para nuestro campo y sugerir una mayor atención para lo que puede ser denominado “literatura pragmática”.

 

-Felipe Vicencio Eyzaguirre: “José Toribio Medina y su contribución al conocimiento de las instituciones indianas”.

 

DESCANSO

 

Ana Brisa Oropesa Chávez: “El tratamiento jurídico de la extranjería en el Derecho indiano hasta la Recopilación de 1680. Análisis del caso”

La extranjería, como supuesto normativo derivado de la calidad de natural, recibió a lo largo del desarrollo del Derecho Indiano distintos tratamientos, empero, en todos ellos podemos afirmar que el elemento común fue el de la atipicidad con consecuencias jurídicas normalmente negativas. Esta circunstancia se explica por la concepción de amenaza y peligrosidad que, desde el descubrimiento mismo de América, se vinculó a los extranjeros; pero también por la utilización que hizo la Corona de Castilla de esta institución normativa, en ocasiones aplicándola estrictamente, en otras, generando casos de excepción.Los extranjeros interesados en migrar o comerciar en el Nuevo Mundo, debían cumplimentar un cúmulo de requisitos para poder recibir protección legal. Sin embargo, la Corona se reservó, bajo cualquier circunstancia, un grado de arbitrariedad bajo un esquema de excepciones. Esta lógica de aplicación general con reservas individuales fue la que imperó a lo largo de todo el período virreinal: los extranjeros no tenían acceso a una justicia completamente imparcial. A partir del estudio del expediente de información de Simón López, portugués, para concederle carta de naturaleza y licencia para tratar y contratar en Indias, se analizarán los requisitos estipulados en ley para que un extranjero pudiese obtener la protección legal. 

 

 

-María Rosa Pugliese La Valle: “El Doctor Zorraquín Becú y el Derecho Indiano. Sus análisis sobre algunos aspectos del Derecho indiano: el Derecho local y la secularización jurídica”

En el marco de una recordación del doctor Zorraquín Becú, nos detenemos en algunos aspectos menos conocidos de su amplia obra sobre el derecho indiano, en particular en torno al derecho local y la secularización jurídica.  En el primero fue un visionario al esbozar temas que circularon luego y sobre los cuales no había precisiones. Para arribar al sintagma derecho local lo hizo al estudiar los tipos de gobernador y con un criterio casuístico. Los clasificó atendiendo a su dependencia o autonomía respecto a las demás autoridades. La voz autonomía resultó así interesante a este fin y en particular se refirió a una autonomía interna, que creaba un sentimiento localista (Congreso de 1992). En cuanto a la secularización, temática que venimos estudiando,  nos internamos en sus obras respecto al origen de la sociedad y del poder. Nos detenemos en sus análisis de la revolución de Mayo de 1810 y su alerta sobre la temprana secularización en Marsilio de Padua. 

-Juan Pablo Salazar Andreu: “El gran jurista y canciller Mercurino Gattinara. Artífice intelectual de la fundación de la ciudad de Puebla de los Ángeles”.

Mercurino Arborio Gattinara, una vez nombrado Gran Canciller de la Corte de Carlos Rey Emperador, toma un papel muy importante, por lo que resulta conveniente conocer el origen de sus ideas para comprender la influencia que tuvo en la conformación de la estructura de la monarquía universal y cómo se concretó su ideario en Carlos Rey Emperador como el Dux Novus. Consecuentemente, desde un sentir humanista, transmitió a varios personajes de los inicios de la Nueva España, ese sentimiento y pensamiento que iban en el reconocimiento de los indígenas como seres vivos hasta la creación de una monarquía perfecta comandada por el mismo Carlos Rey Emperador. Además, la fundación de la Puebla de los Ángeles tuvo en Mercurino Arborio Gattinara a su principal autor intelectual, influenciado especialmente por el Milenarismo de Joaquín De Fiore.

 

 COLOQUIO.

 

MESA 2. PERVIVENCIAS DEL DERECHO INDIANO EN EL SIGLO XIX (Sala 6)

Moderador: Agustín Bermúdez Aznar

 

-Jean-Baptiste Busaall: “Las constituciones americanas en las colecciones decimonónicas”.

A principios del siglo XIX, la América española fue un formidable “laboratorio constitucional” (cf. J.M. Portillo) con una producción masiva de textos durante y después de los procesos de independencia. La Constitución Política de la Monarquía Española redactada por las Cortes Generales y Extraordinarios de Cádiz fue sólo una de ellas y no la primera. La historiografía de las últimas décadas ha mostrado la importancia duradera de la cultura jurídica católica del Antiguo Régimen colonial en los nuevos estados soberanos. Los cursos de derecho constitucional o de política constitucional que comenzaron a desarrollarse en Europa a finales del primer tercio del siglo XIX han mostrado desde el principio un interés para la comparación constitucional. No tardaron a publicarse colecciones y catálogos de textos constitucionales. El objetivo era, por supuesto, introducir a la gente en las constituciones extranjeras, pero detrás de los métodos de selección, organización y presentación estaban las preconcepciones vinculadas a cuestiones de dominación cultural y autodefinición en un contexto más amplio. El trabajo intentará ofrecer una primera visión general de las constituciones americanas incluidas en estas colecciones para examinar las razones de su presencia y ausencia y lo que esto puede revelar, por una parte, sobre las representaciones del otro en un espacio en proceso de globalización y sobre la evolución de las ideas y conceptos de las constituciones. 

-Oscar Cruz Barney: “El libro copiador de comunicaciones del Consulado de Comercio de Puebla (México) 1821-1824.´

El Consulado de Comercio Puebla nace el 7 de agosto de 1821 por disposición de Don Agustín de Iturbide Primer Jefe del Ejército Imperial Mexicano.  Una institución “a caballo” entre el Virreinato Novohispano y el Primer Imperio Mexicano. Se desconocía el paradero de los expedientes del Consulado, mismos que fueron localizados y trabajados por nosotros en el Archivo Histórico Judicial de Puebla, sin embargo una pieza fundamental de dicha documentación no se pudo consultar en su momento: el Libro Copiador de cartas del Consulado, un documento perfectamente conservado, desconocido y nunca antes estudiado. En esta ponencia presentamos el resultado del estudio de dicho Libro Copiador, fiel reflejo de la vida institucional de la Institución en su corta existencia, y conocimiento como tribunal de poco más de cien casos.

-Juan Carlos Frontera: “Tensiones entre la Autocracia y la República en el Nuevo Mundo. Notas a la Pervivencia del Derecho Indiano”.

Los primeros tiempos emancipadores muestran un constitucionalismo que se encuentra en tensión entre la tradición indiana y las nuevas ideas republicanas. A ello debemos agregar el carácter provisional o transicional  del proceso constitucional. A partir de esbozar notas a los procesos argentino, chileno y mexicano puede esbozarse reflexiones sobre la pervivencia del Derecho Indiano en el primer constitucionalismo patrio. 

-Emilia Iñesta Pastor: “De la legislación penal indiana a la codificación penal. El Código penal de Costa Rica de 1880”.

El presente trabajo tiene por objeto poner de manifiesto como el Derecho Penal indiano-castellano fue uno de los elementos sobre el cual los países iberoamericanos edificaron el Derecho Penal posterior a la independencia de la metrópoli y aún el Derecho codificado a lo largo del siglo XIX. Se analiza la pervivencia del Derecho indiano-castellano en el proceso de la codificación penal del siglo XIX en Costa Rica: Código General (1841) y Código penal (1880). Su estudio nos permitirá destacar un complejo entramado de influencias legislativas y de doctrina jurídica tanto europeas como iberoamericanas. Destaca la adopción de los Códigos penales españoles del siglo XIX como modelo (1822, 1848, 1870) directamente o a través del Código Penal de Chile (1874). Modelos a través de los cuales penetran las influencias de otros códigos europeos o latinoamericanos como el Código francés (1810), el de las Dos Sicilias o napolitano (1819), el Brasileño de 1830 o el Código Belga de 1867. Todo ello acompañado de la influencia de juristas españoles a través de los cuales penetrarán también las nuevas doctrinas penales.

 

DESCANSO

 

-Rosa María Martínez de Codes: “El clero novohispano en la encrucijada revolucionaria (1808-1821): los ingredientes de una polémica.

Uno de los debates de mayor interés en la historiografía sobre el proceso ideológico de la revolución de independencia tiene que ver con la participación del clero, en los cambios intelectuales, políticos y culturales de la segunda mitad del siglo XVIII. Junto a los especialistas que defienden la influencia del pensamiento racionalista, de las ideas procedentes de la independencia de las colonias anglo norteamericanas y  de los principios de la Revolución francesa en el clero ilustrado de las décadas que precedieron a  la rebelión, se levantan otras voces que subrayan el peso determinante del pensamiento tradicional de párrocos y misioneros, enraizado en la tradición pactista de la monarquía española, en el convulso escenario de las primeras sublevaciones en América.  La revisión bibliográfica y archivística que se ha llevada a cabo, por parte de algunos estudiosos, permite una nueva lectura no solo del alto clero, sino también del ambiente interno que se respiraba en el cabildo y en todo el arzobispado durante los años 1808-1821.

-Manuel Torres Aguilar: “El reconocimiento de la independencia de México por España en sus documentos”.

En un anterior trabajo que publiqué en las Actas del XIX Congreso del  Instituto Internacional de Historia del Derecho indiano, estudié a  partir de la documentación existente la situación de no reconocimiento  de la independencia de México por parte de la Corona española. Sus  motivos, algunos memoriales partidarios del no reconocimiento y otras  cuestiones. Todo ello durante el reinado de Fernando VII. En el  presente trabajo se estudian los primeros pasos de las negociaciones  diplomáticas a partir de la muerte de este rey y la llegada de los  liberales al gobierno. Con cierto detalle se analiza el discurrir de  las negociaciones hasta llegar a la firma del Tratado de paz y  amistad,  mediante el cual España reconocía la independencia de México, que tuvo lugar el 28 de diciembre de 1836.

-Felipe Ignacio Westermeyer Hernández: “El Derecho indiano como argumento a favor de la igualdad en las Cortes de Cádiz”.

Esta presentación se enmarca dentro de un derrotero investigativo que he segiuido durante los últimos anos, relacionado con la existencia, interpretación, uso y percepción del derecho indiano en las Cortes de Cádiz. En esta ocasión me detendré en el análisis de llos debates en que el derecho indiano fue empleado como medio jurídico para justificar un estatuto igualiatario o de discriminación positiva para los habitantes de América

 

COLOQUIO

 

MESA 3ORDEN JURÍDICO Y DIVERSIDAD CULTURAL EN INDIAS. (Sala 7). Moderador: Ezequiel Abásolo

Pablo José Abascal Monedero: “Disposiciones reales indianas del rey Carlos II sobre los indios”

Durante el Reinado del Rey Carlos II , ultimo de los Austrias. Se publica la Recopilación de las Leyes de Indias de 1680. Texto fundamental en la historia del Derecho Indiano. Durante este periodo se promulgan por el rey muchas cedulas relativas a la Conversión de los Indios enmarcadas en la cristianización de los indígenas, El buen tratamiento a los indígenas, legislación esta reiterada  e igualmente burlada. También se dictaron normas sobre las enseñanzas a los indicios enmarcadas en su civilización  y por supuesto las relativas al trabajo de los indios ya que siempre fue preocupación de los soberanos españoles el trabajo de los mismos. Otros temas de nuevo tratados en este reinado ya abordados antes, fueron el de las encomiendas y la cuantía de los tributos a pagar por los mismos. También se dictaron algunas disposiciones en el periodo sobre las comunidades indígenas y sus bienes y sobre el tratamiento a los esclavos negros. La comunicación trata de la legislación Real dictada por este rey para las indias Hispana

-Susana García León: “El derecho de defensa de los indios”.

La administración inferior de justicia nos conecta con la práctica real, el derecho vivido y aplicado en sus tribunales. Dentro de esta administración de justicia inferior merece un análisis particular la figura del defensor y su importancia dentro del desarrollo de los juicios penales en Indias. Los abogados, presentes en el momento de recoger la declaración indagatoria al reo así como durante el momento de la confesión, asumían la defensa de los españoles y de los indios acusados de la comisión de los delitos, encargándose de la exposición y redacción del alegato final. En la actualidad resulta fundamental aproximarse al estudio de la labor realizada por estos defensores y curadores ad litem, siendo la documentación de archivo indispensable para comprender el alcance y la importancia de las defensas en el contenido de las sentencias definitivas de los juicios. En el Instituto Nacional de Antropología e Historia de la Ciudad de México se custodia una copia microfilmada del Archivo de Teposcolula que conserva unas defensas del siglo XVII, alegatos que arrojarán luz sobre cuál fue la base de su fundamentación, así como las circunstancias personales de los reos y las presentes en la ejecución de los hechos delictivos que fueron tenidas en cuenta por los defensores para argumentar e influir a favor de la inocencia de sus defendidos.

-Carlos Garriga Acosta: “Pleitos de indios. Derechos indígenas y orden colonial”.

Si partimos de la evidente distancia que separaba a las culturas vernáculas de los pueblos originarios y la cultura católica de los conquistadores, puede entenderse que el proceso de colonización americana vino a imponer, bajo la hegemonía de esta última, un espacio de inteligibilidad e interacción, evocado historiográficamente con distintas expresiones (zona de contactoterreno intermedio), que obviamente distaba de ser coextensivo con el espacio colonial y quedaba preferentemente localizado en el ámbito judicial, que de hecho fue moldeándose en buena medida al calor de la intensa litigiosidad indígena, constatada de manera inequívoca desde los primeros momentos. Con este trasfondo, la historiografía que aborda más consistentemente esta problemática viene insistiendo últimamente en la progresiva formación de una “cultura jurídica colonial”, que se presenta como resultado de la interacción a escala local entre los distintos agentes de aquellas sociedades multiétnicas, plurilingües y constitutivamente asimétricas, por basadas en una fuerte jerarquía racial de impronta católica. La ponencia discute la viabilidad de esta aproximación, atendiendo a la agenciaindígena, para ensayar una caracterización de los “pleitos de indios”.

-Damián Augusto Gonzales Escudero: “Expropiar para reducir: Una herramienta jurídica para la formación de una reducción de indios en Lima durante el siglo XVI”.

La presente ponencia se propone delinear las características de una de las herramientas jurídicas empleadas por la corona española para fundar reducciones de indios  y establecer el aprovechamiento colectivo del derecho de dominio en los momentos previos a la llegada del Virrey Toledo. Para este propósito, el análisis partirá de la litigación de un abogado en contra de una etnia costera cercana a la ciudad de Lima. El proceso judicial sobre las tierras que inició el dicho letrado pone en manifiesto las instituciones jurídicas que circularon en torno al proceso de reducciones de indios, como también sus limitaciones y la resistencia de la población indígena. 

DESCANSO

-Luis René Guerrero Galván: “Estructuras jurídico-políticas en el Códice de los gobernadores de Cuauhtinchan. Una muestra del Derecho indiano criollo”.

Dentro de los instrumentos jurídicos indianos se deben incluir a la serie de documentos de distinta naturaleza, presentados en diversidad de procesos jurídicos y en múltiples instancias, principalmente de naturaleza y tradición prehispánica que fueron reinterpretadas y asimiladas con las fórmulas documentales españolas identificándose como fruto de un derecho indiano criollo. Este trabajo muestra el ejemplo de un instrumento de estas características el Libro de los guardianes y gobernadores de Cuauhtinchan (1519-1640), cuyo contenido es muy variable, pero generalmente registra el nombre de los ocupantes de los cargos de república como los gobernadores indígenas, los alcaldes mayores y los escribanos, junto con el nombre de los guardianes del convento y las fechas de su elección. También se incluyen datos sobre los obispos, visitadores y virreyes. En general, no solo da información sobre Cuauhtinchan, pues se incluyen notas referentes a Michoacán, México y Guatemala, así como lugares tan lejanos como España, Roma o China. Pero sobre todo, abunda en conocimiento de denuncias sobre abusos que se viven en la época, tanto por parte de los funcionarios civiles como religiosos, indígenas, españoles y mestizos, razón por la cual se vuelve necesaria su reconstrucción histórica jurídica indiana.

-Jorge Armando Guevara Gil: “Derechos y conflictos de agua en las Reducciones de Huarochirí (Perú, siglo XVI)”.

La cooperación y los conflictos por el agua tienen una larga historia en los Andes. Las sociedades aborígenes agro-pastoriles que se asentaron en sus valles y quebradas desarrollaron complejos sistemas hidráulicos que exigían la cooperación interétnica y supralocal para manejar el recurso. Naturalmente que los conflictos eran inevitables cuando se compartían o competían por fuentes de agua. Esta conflictividad aumentó cuando la administración colonial nucleó a la población indígena en Reducciones a partir de la década de 1570. Este reasentamiento general alteró significativamente los derechos de agua ancestrales, desató conflictos a veces inmanejables por las autoridades étnicas o coloniales locales, y generó complejos procesos judiciales. Uno de ellos, iniciado en 1637, nos permitirá analizar la argumentación mitohistórica que dos pueblos de indios y sus respectivos letrados plantearon para defender sus derechos al agua proveniente de una laguna. A partir de una lectura analítica del expediente judicial y de la evidencia mitológica y arqueológica estudiada por Salomon (1998) identificaré las principales líneas de argumentación y, sobre todo, la transformación de narraciones mitológicas en testimonios judicialmente aceptados que sirvieron para legitimar derechos de agua en el nuevo orden colonial.  

 

-Abelardo Levaggi: “El indio rioplatense litigante ante los tribunales españoles”.

Una de las manifestaciones más elocuentes del fenómeno de la aculturación que experimentó la población indígena desde el Descubrimiento y la Conquista fue la vocación que se despertó en la generalidad de ella a litigar ante los tribunales hispanos. La presencia de indios en procesos judiciales fue habitual desde época temprana. A todos los súbditos de la Corona -categoría en la que estaban comprendidos los naturales- les asistía el derecho de presentar sus peticiones al rey y a sus representantes indianos, y pronto aprendieron los naturales los medios y la fuerza de la jurisdicción. Esta predisposición suya a confiar a los jueces españoles la solución de sus conflictos, aun al precio de los sacrificios personales y económicos que con frecuencia tuvieron que hacer; por más que no haya sido unánime la predisposición ni, quizá, ampliamente mayoritaria, fue un factor que contribuyó eficazmente a mantener el orden en una sociedad compleja como fue la indiana. Dentro de un marco continental de esas características se sitúa el comportamiento de los indígenas rioplatenses. Como en la generalidad del continente, también en el Río de la Plata pudo hablarse de una afición al litigio, demostrada por los innumerables expedientes que conservan los archivos y de los cuales este trabajo sólo aspira a presentar algunas muestras, que confirman la confianza depositada por los naturales en los jueces y funcionarios auxiliares de la justicia española, sin omitir las quejas contra quienes de ellos no cumplían con sus obligaciones.

-Patricio Javier López Díaz Valentín: “Reflexiones en torno a la real cédula de 1601 sobre servicio personal”.

El 24 de noviembre de 1601 Felipe III emitió una emblemática real cédula que prohibía en el Virreinato del Perú los servicios personales de los indios (similar cédula se dispuso para Nueva España). Dicho documento ha sido motivo de distintas interpretaciones desde el mismo siglo XVII, juristas y teólogos intentaron escrutar los alcances de la misma. Con el avance de los estudios de Derecho Indiano consideramos de interés analizar nuevamente el documento y sus interpretaciones para brindar nueva luz sobre éstas y aquél. En particular detenernos en la tensión que surge de esa pieza entre el principio de respetar la libertad de los indios y la legítima potestad de la autoridad política de compeler a sus súbditos a trabajar. El objetivo, por lo tanto, es efectuar el análisis de la Real Cédula a partir del sutil equilibrio entre la libertad de los indios y el bien universal de la República de las Indias compuesta de indios y españoles.

COLOQUIO.

 

Martes, 17 de septiembre

9.30 – 13.00 horas: Sesión de mañana.

MESA 4HISTORIOGRAFÍA DE DERECHO INDIANO (Sala 3)

Moderador: Carlos Garriga

 

-José Arturo Burciaga Campos: “El Derecho indiano y la geografía de las Indias Occidentales. En busca de las regulaciones a la cartografía hispanoamericana virreinal”.

La construcción material, cultural y legislativa española en América representó muchos retos para sus autores y actores, tanto para los venidos de Europa como para los habitantes indígenas. La posesión y administración del territorio, desde las primeras empresas, como la colombina, trajo consigo la necesidad de la representación o figuración de dicho territorio. El presente trabajo pretende encontrar elementos reguladores y legislativos en la cartografía indiana, producto de un proceso histórico-geográfico, con el fin de definir la política de la Corona en esa materia en particular y en otras en lo general o de manera indirecta. 

 

-José Luis Egio García: “Desmontando a la Monarquía hispánica. Los juristas calvinistas y politiques en el debate sobre los (in)justos títulos”.

En 1582, en pleno ecuador de la Guerra de sucesión portuguesa, el jurista tolosano Pierre de Belloy, considerado un politique cercano a Enrique de Navarra, publicó el tratado Declaration du droit de legitime succession, sur le royaume du Portugal. Excediendo sobremanera su propósito inicial, defender el derecho de Cathérine de Médicis, madre de Enrique III, al trono portugués, el tratado de Belloy constituye una extensa puesta en cuestión del proceso de conformación de la monarquía hispánica en los siglos XV y XVI. Tras reconstruir sumariamente su contexto y argumentación, evaluaremos el uso particular que Belloy hace del marco conceptual de los justos títulos, oponiéndose a Aguirre, Nebrija o juristas ‘salmantinos’ como Molina y Covarrubias. Un segundo elemento de atención será la importancia que la historia y las crónicas (tanto obras medievales como las grandes historias coetáneas de España –Mayerne, 1585- y Portugal –Goulart, 1581-, publicadas en Ginebra) tienen en la literatura jurídica sobre anexiones y sucesiones, ambos géneros literarios en efervescencia en las décadas de 1580 y 1590, cuando se dan las crisis sucesorias portuguesas y francesa. En tercer lugar, veremos qué tipo de influencia tuvieron los debates ‘americanos’ sobre los justos títulos en la literatura posterior arriba señalada. Finalmente, nos detendremos en la importancia de estos escritos para la construcción de la llamada leyenda negra antiespañola.

 

-Javier García Martín: “José María de Pando, ¿plagiario de Andrés Bello? El Derecho internacional, una nueva disciplina académica en España y América”.

La denuncia que el venezolano Andrés Bello haría en 1845 del plagio que el peruano-español José María de Pando había llevado a cabo de sus Principios de derecho de jentes(1832) en su obra póstuma Elementos de Derecho internacional (1842) -la primera que utiliza como título la expresión debida a J. Bentham-, sirve de punto de partida para  realizar una comparación entre ambos textos, en la que se trata de poner de manifiesto una serie diferencias relevantes en materias como el papel de la religión católica, las bulas de la Conquista, la soberanía nacional, la positividad del derecho internacional, los extranjeros o la propiedad privada. El objetivo más amplio, con todo, es la toma en consideración que ambas obras hacen de la de Emer de Vattel Droit des gens(1758), sólo plenamente traducido en España en los años del Trienio liberal, aunque se conociese a través de adaptaciones del s. XVIII como la obra de J. Olmeda y León. Todo ello con el fin último de perfilar la construcción que del Derecho internacional como disciplina jurídica empieza a llevarse a cabo entonces en la Península Ibérica e Iberoamérica. Como contexto, la tensión entre la pervivencia internacional de la idea de la ‘Respublica christiana’ en la expresión de H. Steiger, y su progresiva sustitución en la segunda mitad del s. XIX por la etno-estatal de “naciones civilizadas”.   

 

-José Manuel Guerrero Vacas: “Córdoba en América”.

Pocas ciudades existen en el mundo que puedan ser tan paradigmáticas como Córdoba, la capital de la provincia Ulterior, y posteriormente de la Bética romana, una ciudad preeminente en el período visigodo, y la joya del Islam de Occidente siendo Califato Independiente de Damasco. Esto nada más, la haría de por sí una ciudad sin parangón en la historia del mundo, pero es que además Córdoba, será pieza clave de la preparación del primer viaje del Almirante Cristóbal Colón. Aquí se reunirá con la Reina Católica, aquí conocerá a Beatriz de Enríquez y aquí nacerá su hijo Hernando Colón, figura de indudable importancia en el conocimiento y difusión de los viajes de su padre. De aquí partieron hombres que acompañarían a Colón a América, de Córdoba será el primer gobernador de América, D. Diego de Arana, otras figuras insignes cordobesas serán, a título de ejemplo, Gonzalo Jiménez de Quesada, Juan Tafur, Sebastián de Belalcázar, etc. Un rosario de ciudades tienen hoy el nombre de esta ciudad en América, denotando cuán importante fue en el recuerdo de los conquistadores la magnífica ciudad de Córdoba. No abordaremos tan amplio espectro, sino que nos centraremos, en la presencia de Colón en Córdoba y su primer viaje acompañado por cordobeses.

DESCANSO

  

-Manuel Preciado Umeres: “La Cátedra de Instituta en la Real y Pontificia Universidad de San Marcos”.

Se denominó cátedra de Instituta a la asignatura que tenía por objetivo la lectura o explicación de las Instituciones del emperador Justiniano I, conforme a los aportes recibidos por los Glosadores y Postglosadores o Comentaristas. La cátedra era proveída como resultado de la oposición, que era un acto solemne en donde intervenían dos o más aspirantes, los que debían leer y explicar un pasaje de la Instituta justinianea ante el rector y otras autoridades, para luego someterse a votación y quien obtuviera mayor número de votos, se convertía en catedrático. Cabe indicar, que la Universidad San Marcos a pesar de estar fundada por Real Provisión del 12 de mayo de 1551; la cátedra de Instituta no se enseñó hasta el año 1576, por la exigua cantidad de dinero asignada para dotar las cátedras universitarias. A partir de dicho año, se fundó en nombre del Rey con una renta de 421 pesos, cuya regulación obra inserta en las Constituciones de la Universidad del año 1578; 1571; 1581; 1584; las Constituciones Añadidas de 1602; 1624; 1735 y 1771. El Reglamento para la Universidad de San Marcos de 1861 y Reglamento Interior de la Universidad de San Marcos de Lima de 1862, establecieron la cátedra de derecho romano y eliminaron la cátedra de Instituta.

-Ditlev Tamm: “Emblemata de Solorzano de Pereira”.

La figura Solorzano de Pereira es uno de los gigantes del derecho indiano nel siglo de oro. Su vasta obra incluyendo su Politica Indianoademas de su larga carrera en las Indias y en España le calificia como uno de los personajes claves de nuestra campo de estudios. En 1653 – siendo la ultima fase de su vida – publicó un libro sobre un tema popular en aquel tiempo, las “emblemas” con una explicación y interpretación profunda de cien diferentes “emblemas” basadas en la mitologia o la historia antica todos acompañados de gravados symbolicos (Emblemata centum, regio politica : ligneis laminis affabre caelata, vividisque et limitatis carminibus explicata, & singularibus commentarijs affatim illustrata : quibus, quicquid ad regum institutionem, et rectam reip. administrationem conducere & pertinere videtur, summo studio disseritur … : cum quadruplici indice absolutissimo…). En este ponencia vamos a presentar la obra emblematica de Pereira, discutir su vinculación con el derecho indiano y su importancia para el desarollo de teorías del pensamiento politica de la epoca y para la consolidación del poder.

 

COLOQUIO.

 

MESA 5: DERECHO Y GOBIERNO REAL DE LAS INDIAS (Sala 6)

Moderadora:  María Rosa Pugliese La Valle

 

-Pilar Arregui Zamorano: “Algunas dudas en torno a la obra de León Pinelo (a propósito de la regulación de abogados y procuradores)”.

Desde que en 1987 Sánchez Bella dio cuenta del hallazgo de la Recopilación de las Indias de Antonio de León Pinelo, el área de Historia del Derecho de la Universidad de Navarra inició una línea de trabajo que planteaba la revisión crítica de la labor recopiladora de las leyes de Indias, determinando las más que posibles influencias de cada texto recopilador en el siguiente. Más allá de lo conocido hasta el momento, se trataba de realizar un estudio comparativo de la recopilación oficial de 1680 con sus dos precedentes más inmediatos: la obra de León Pinelo y el Cedulario de Encinas, sin obviar otras posibles fuentes de influencia. Mi incorporación a la Universidad de Navarra ha propiciado mi inclusión en el equipo de trabajo que está llevando a cabo dicho estudio. En esta línea, mi contribución se centrará en las dos figuras que compone la postulación procesal o la institución de la defensa: el abogado y el procurador de causas. Haré un estudio comparativo de las normas que regulan ambas figuras principalmente en los textos de las recopilaciones de 1596, 1635 y 1680, con el objeto de determinar cuál fue su regulación, qué evolución sufrió, así como las mutuas influencias entre la regulación de estos oficios a ambos lados del océano. 

-Agustín Bermúdez Aznar: “Itinerancia ordenancista de las Leyes de Burgos de 1512”.

Las leyes de Burgos han sido objeto de reiterada atención por la bibliografía. Es por ello que conocemos bien su contexto histórico y disponemos de buenas ediciones críticas de su texto.             Pero lo que la historiografía no ha destacado suficientemente hasta el presente (y en ello pretende incidir esta ponencia) es en el largo iterdel texto tanto con anterioridad como con posterioridad a su promulgación. Con anterioridad, el rastreo de sus fuentes nos conduce a un heterogéneo conjunto de materiales procedentes de una dispersa normativa previa (concretada en instrucciones, capitulaciones y disposiciones específicas), denuncias de diverso origen y debates habidos en el seno de la Junta de Burgos. Tras su promulgación, la pervivencia del contenido de las Leyes de Burgos puede detectarse en el texto de las Ordenanzas de Valladolid de 1513, en las de Zaragoza de 1518 y en las de Granada de 1526. Llega su pervivencia hasta el texto de las Leyes Nuevas de 1542, disposición en la que todavía se siguen advirtiendo normas procedentes del viejo texto en convivencia y adecuación con otras más innovadoras. Ambas intentarán dar una respuesta más actualizada a la problemática situación indiana del momento.

-Miguel Ángel Chamocho Cantudo: “El arrendamiento de servicios en el Derecho indiano”

El arrendamiento de servicios, como modalidad contractual sustentada sobre
la vieja 
“locatio conductio”de la legislación romana, es durante la Edad
Media y Moderna el único instrumento jurídico para regular las condiciones
de trabajo libre, dependiente del patrón, ajeno a los medios de
producción, y asalariado (condiciones que ya en el siglo XX caracterizarán
al contrato de trabajo), por el que el 
“indio”accede a la actividad de
trabajo, tras la colonización de las Indias occidentales. Si en la
sociedad indiana post colombina los españoles llevaron, además de los
procesos de explotación servil y esclava para la realización de la
actividad de trabajo (a través del repartimiento y la encomienda), no es
menos cierto que encontramos manifestaciones de trabajo libre, por cuenta
ajena y asalariado en aquellas colectividades de españoles y criollos no
propietarios, que contratan con terceros la prestación de obras o
servicios a cambio de una remuneración. Igualmente, y con el tiempo, a
estos trabajadores libres se sumarán aquellas colectividades de indios
americanos que han sido liberados del trabajo servil y han sido
manumitidos de su condición de esclavos. A estos indios se les garantiza
una especie de libertad de trabajo en aquellos oficios y ocupaciones que
estimen oportunos.

-Francisco Fernández López: “La Casa de Contratación de Indias: prácticas, procedimientos y memoria documental”.

La Casa de la Contratación fue el primer organismo peninsular creado para el gobierno de América. El objetivo de esta aportación es ofrecer una visión panorámica de su funcionamiento, gestión y expedición documental en el contexto del desarrollo y creación de instituciones que actuaban como delegadas del monarca y contribuían al afianzamiento de su autoridad. Con ello se pretende valorar y reconocer la finalidad y la función que desempeñaron los miles de documentos tramitados y generados por la Casa en el ejercicio de sus funciones de gobierno y cuáles fueron sus protagonistas en la toma de decisiones y en su control y puesta por escrito. Reconstruir la compleja maquinaria de papeles generada en la institución contribuirá, sin duda, al mejor conocimiento de su organización y funciones, distinguiendo sus competencias documentales y sus capacidades como representante del monarca. En definitiva, se espera que esta nueva perspectiva nos ayude a comprender mejor el papel asignado a la Casa de la Contratación en el conjunto institucional de la monarquía y en relación con otras autoridades y tribunales con los que trabajaba en la compleja tarea del gobierno de las Indias. 

DESCANSO

-Margarita Gómez Gómez: “Gobernar en la distancia: problemas de recepción, acatamiento y publicación de los documentos reales en las Indias”.

El objeto de mi intervención es reflexionar sobre los efectos que la distancia pudo tener en la aplicación y cumplimiento de las normas en Indias. Para ello, se analizarán tanto las fortalezas como las debilidades que en la distancia tuvieron los documentos que las transmitían, así como las prácticas y métodos utilizados en aquellos territorios para la correcta y, sobre todo, incorrecta recepción, acatamiento y publicación de los documentos reales. Se estudiarán también las consecuencias de estas malas prácticas, reparando en las sanciones, pero sobre todo, en los remedios adoptados por la propia monarquía para tratar de paliar los innegables efectos que, como se verá,  la distancia tuvo en la aplicación de las normas en Indias y en su plasmación documental.

 

-Antonio Manuel Luque Reina: “Gobernar a falta de prestigio, costumbre y antigüedad: el Consejo Real de España e Indias (1834-1836)”.

En el breve periodo que medió entre la consolidación institucional de la pérdida para la Monarquía Hispánica de la mayor parte de sus Indiasy la consideración de ultramarinas de las provincias restantes, un último intento consultivo-polisinodial si atendemos a sus herencias e inercias personales y documentaleso primer experimento liberal moderado –si nos fijamos en parte del discurso programático que lo envolvió– cobró vida merced a las conflictivas circunstancias constitucionales que lo vieron nacer. El Consejo Real de España e Indias, creado por el sexto de los famosos Reales Decretos de 24 de marzo de 1834, se convirtió así en un observatorio privilegiado desde el que mirar una reconstitución institucional que centrará el trabajo que aquí se esboza. En él trataré de mostrar algunas de las principales dificultades que consejeros y oficiales, entre el extinto Supremo Consejo de Indias y el nuevo Consejo, tuvieron que afrontar en ese convulso ínterin falto de prestigio, costumbre y antigüedadque marcó la cancelación definitiva de la vía de gobierno por consejo

-José Antonio Pérez Juan: “Las Juntas de Censura en los territorios de Ultramar (1810-    1814)”.

Como es sabido el artículo I del decreto de 10 de noviembre de 1810 reconoce por primera en la historia de nuestro país la libertad de imprenta. La citada norma dispone la desaparición de los juzgados de imprenta y la censura previa, al tiempo que regula los delitos cometidos a través de cualquier medio tipográfico y el procedimiento a seguir para su enjuiciamiento. La tramitación de estos delitos se extrae de la jurisdicción ordinaria y se atribuye a las Juntas de censura. Poco regula la normativa sobre estas instituciones, limitándose a señalar su composición y funciones. Nuestra investigación analizará el funcionamiento de estos organismos censores, identificando su verdadera naturaleza jurídica y las dificultades e inconvenientes que se produjeron en los territorios de Ultramar para su instalación entre 1810 y 1814. 

COLOQUIO.

 

MESA 6. DERECHO INDIANO PROVINCIAL Y LOCAL (Sala 7)

Moderadora: María Jesús Torquemada Sánchez

 

-Francisco José Abellán Contreras: “La gestión de los riegos en la Corona de Castilla y en el Virreinato del Perú. Coerciones por malas prácticas en el uso y aprovechamiento de los recursos hídricos (siglos XVII-XVIII)”.

Con este trabajo se pretende realizar una primera aproximación al estudio y conocimiento de la política hidráulica de los Austrias en los territorios bajo su soberanía. El Derecho penal comparado es el objeto y metodología seguida para analizar la gestión, distribución y buen gobierno de las aguas de riego en el sureste de la Corona de Castilla y en el Virreinato del Perú. Asimismo, y conforme al estudio de diversas ordenanzas y disposiciones legales, dictadas entre los siglos XVI y XVIII sobre organización y estructura del regadío, se analiza la magnitud y efectos legales de las medidas coercitivas por malas prácticas en la gestión de líquido elemento, uso y aprovechamiento inapropiado tanto de los recursos hídricos como de las infraestructuras de riego. A esta cuestión se dedica especial atención para justificar las penas que se aplicaban a los infractores que realizaban un uso incorrecto del funcionamiento del sistema de riegos. Medidas que comportan el deber de reparación del daño causado y una penalización pecuniaria y/o corporal dependiendo de la gravedad de la infracción. Un modelo de Derecho penal de honda raigambre en materia de aguas, que pretendía, más que castigar, disuadir y evitar las malas prácticas, y sus efectos, en la expansión del regadío en Castilla, y en los valles del Perú. 

Bernardino Bravo Lira: “Extra-Ultra, fuera y más allá de Europa: cuarto centenario de las Universidades de Chile y de Córdoba de Tucumán de Felipe III a Felipe VI”. La Universidad nació en la Europa del siglo XI. Su origen y su difusión son bastante conocidos. Es  una institución netamente europea que  actualmente se encuentra extendida en los cinco continentes. A grandes trazos su  historia se descompone  en tres etapas fundamentales, que  corresponden en cierto modo  a tres épocas:  la primera abarca a las universidades medievales de Europa (siglos XII al XVI), la segunda, a las universidades modernas ,tanto en  Europa como en América hispánica y Filipinas (siglos XVI al XIX), y la tercera etapa, a  las más recientes, erigidas a partir del siglo  XIX en los cinco continentes.  Entre estas últimas  cabe mencionar  desde las de los, Estados Unidos y Japón que siguieron el modelo de la Universidad de Berlín erigida en 1811, hasta las de Macao, Angola, Mozambique,  Canadá, Australia, Turquía, Siria, Egipto, India ,China , Sudáfrica, Kenya y demás. A lo largo de la Edad Moderna, desde 1549 hasta 1800,las únicas universidades fundadas fuera de  Europa fueron las  24 hispánicas de América y Filipinas. De ellas subsisten actualmente solamente tres: la de San Marcos de Lima fundada en 1551 y , a ambos lados de  Los Andes, las cuatro veces centenarias de Chile y  de Córdoba del Tucumán, erigidas  bajo Felipe III. El presente estudio pretende abordar un notorio vacío de la actual la historiografía .De ordinario se han estudiado las universidades  indianas más bien bajo el prisma del cultivo del saber, sin  prestar mayor atención a su contribución a despertar  una conciencia patria y a la formación de  un núcleo dirigente propio que la haga valer  dentro del mundo moderno unificado bajo la preponderancia europea. Ese es concretamente el sentido del lema EXTRA-ULTRA – fuera y más allá de Europa-,  de la monarquía  hispano indiana, que, evoca precisamente las dos dimensiones complementarias  de esta historia. Plasmado originalmente para campear en la  imponente fachada de la la Casa de Moneda de Chile, actual palacio presidencial, proclama a todos los vientos que el papel de las  universidades indianas va más allá del plano de los estudios y la cultura letrada que  tienen su origen y su foco en Europa. Por encima de eso, lo verdaderamente decisivo es otra cosa. Concretamente hacer de las tierras y pueblos indianos una patria y una nación  con vida propia, vale decir dotada de una minoría rectora, con conciencia de tal e independencia de pensamiento, capaz de sustentarla  en el contexto mundialEl tema es altamente sugerente, más que nada por la consonancia entre la América indiana  y la Europa  danubiana desde el barroco hasta la postmodernidad. Planteado por algunos autores centro europeos como el austriaco Viktor Frankl,y el alemán Steger, los hispánicos, Sardinha, Maeztu, Sampay, Pérez Perdomo, Bravo Lira, Dougnac y, no en último lugar,  por el húngaro Szögi  especialista en historia comparada de las universidades y estudiantes universitarios, en su reciente obra Az Eötvös Lorand Tudományegyetem története 1635-2003,nos conducen aredescubrir la consonancia entre la universidades barrocas de la Europa danubiana –Innsbruck, Salzburgo, Olmutz y Tyrnau, hoy Budapest – y sus  congéneres indianas –de Santiago de Chile y del Tucumán-, a través de Pazmany y Wercbözy ,Rieger, von Martini y von Zeiller, hasta Melo Freire, Bello, Freitas, Vélez Sársfield, Donoso, Ahrens, Mendes de Almeida,Vasconcelos, de Pombo. Nuestra exposición se descompone en tres apartados: una introducción y sendas secciones paralelas  acerca de las etapas históricas de cada una de las antedichas universidades transandinas,  de Chile y de Córdoba del Tucumán.

-José Enciso Contreras: “Ordenanzas municipales y de buen gobierno de Hernán Cortés”.

A partir de 1519, es decir, hace 500 años, la conquista de la Nueva España fue un proceso que trajo consigo la fundación de ayuntamientos como medida institucional que, entre otras cosas, permitía el fortalecimiento político de los conquistadores  y su paulatina ocupación del suelo. Poseedor de notable cultura jurídica y agudo colmillo político, Hernán Cortés instituyó ayuntamientos en varios sitios que fue controlando militarmente. El primero de ellos, el de la Villa Rica de la Veracruz, fue el más emblemático por las implicaciones políticas y militares que tuvo como consecuencia. Sin embargo, hasta la fecha las ordenanzas que dictó para ese efecto se encuentran perdidas, pues es bastante posible se hayan extraviado en el mismo trajín de la guerra. Pese a ello, las ideas  municipalistas del extremeño fueron plasmadas en otras ordenanzas que iba dictando conforme la conquista se fue desdoblando. Nos referimos concretamente a las de las villas de Natividad y Trujillo, decretadas por el capitán en 1525, durante su expedición a las Hibueras. Este trabajo aborda el documento cuyo contenido nos brinda una versión clara de las ideas municipales del conquistador de la Nueva España.

-Mariana Moranchel Pocaterra: “Sobre las fuentes del Derecho indiano: los libros del Cabildo de la Ciudad de México (siglos XVI-XVIII)”.

El cabildo de la ciudad de México fue el órgano de la administración local más importante del Virreinato de la Nueva España, pero también fue el núcleo del Estado mexicano decimonónico. Durante la época colonial, el cabildo ejercía vastas competencias, entre ellas, la creación de ordenanzas, bandos y normas relativas a gremios, mercados, bienes comunales, obras públicas, aguas, administración de algunos tributos, control de la policía local y de las milicias, así como todo lo relativo a la vida diaria de la ciudad, en otras palabras, tenía competencias de gobierno, justicia, guerra y hacienda. En sus sesiones, el cabildo estaba obligado a llevar un libro en el que se asentara todo lo acordado, debiéndose guardar en sus arcas. Precisamente, la presente ponencia tiene por objeto presentar un proyecto de investigación realizado entre la Universidad Autónoma Metropolitana y el Archivo Histórico de la Ciudad de México cuya finalidad es rescatar y difundir a través de la digitalización completa de las actas del cabildo de la Ciudad de México, para que los estudiosos de las ciencias sociales en general y del derecho en particular, puedan acceder a una de las fuentes jurídicas indianas más importantes. 

DESCANSO

-José Juan Ramos Millán: “La ciudad de Los Ángeles durante el reinado de Carlos V”.

El presente es un estudio histórico-jurídico sobre la ciudad de los Ángeles del virreinato de la Nueva España desde su fundación en 1531 hasta la abdicación del emperador Carlos v en 1556. Tiene como principal objetivo analizar las verdaderas causas de su fundación y el destino que le fue asignado por la Corona desde su misma concepción ideológica. Muestra algunas de las disposiciones legales que dieron paso primero, a la consumación de la conquista y luego, a la fundación de ciudades -en el marco de la filosofía imperial carlista- como instrumento de poblamiento, pacificación, control y desarrollo de las posesiones de Castilla en América. Ello en base al pensamiento escolástico de la época y las ideas imperialistas de Aristóteles, Juan Ginés de Sepúlveda y Francisco de Vitoria, principalmente. Aunque ceñido a la ciudad de los Ángeles dada su importancia por estar destinada a constituirse en asiento de españoles desde su fundación y por no hallarse trabajos relacionados al efecto. He ahí la relevancia, originalidad y aportación científica del tema

 

-Romina Zamora: “Las ordenanzas de encomiendas a fines del siglo XVI y comienzos del XVII. El casuismo del Derecho local”.

El ordenamiento de las encomiendas indianas fue un ámbito de diversas confrontaciones en cada nivel de creación de la norma. Desde las primeras cédulas, el rey intentó, además de la regulación de la relación entre encomenderos y poblaciones indígenas dentro de la fe católica, quitarla de la órbita de la nobleza de la tradición peninsular para llevarla a la de la ciudad americana. Es decir, la encomienda pasó de ser parte de un ámbito de poder público a ser parte de una órbita oeconomicadel vecino.

Las ordenanzas de los visitadores, en cambio, debían resolver otro problema, dado por las múltiples situaciones generadas por la confluencia de elementos particulares en cada una. Siguiendo las trayectorias y las legislaciones producidas por los oidores Tomás López Mendel para Guatemala y Yucatán a mediados del siglo XVI y por Francisco de Alfaro para Tucumán, Paraguay y Río de la Plata a comienzos del XVII, observamos que cada encomienda mereció un ordenamiento diferente. Si bien este casuismo era parte de los mecanismos tradicionales del ius commune,estamos frente al fenómeno local de recepción y recreación de la norma, tanto como ante un mecanismo ex nihilo,que incorporaba algunas nociones de justicia propias de cada pueblo indígena encomendado.

 

COLOQUIO

 

15.30 – 17.30 horas: sesión de tarde

MESA 7. HACIENDA Y EJÉRCITO. (Sala 3).

Moderador: Fernando de Arvizu.

 

-Jenny Elsa Barra Hurtado: “Los registros y asientos contables de la alcabala en el Reino de Chile”.

Este trabajo, es parte de otro de mayor extensión, y se trata de dar a conocer, que no obstante las grandes dificultades, que existieron en la recaudación del impuesto de alcabala, en el Reino de Chile, quien dependía, jurisdiccionalmente, del Virreinato de la Ciudad de Los Reyes, Perú. Este gravámen, fue impuesto, por él Rey Felipe II, mediante  Real Cedula de 1591; en éste documento, no sólo se establecieron las transacciones, personas y mercaderías que quedaban afectas al pago de la alcabala, sino que, además, se imparten una serie de órdenes, destinadas, a establecer la forma de cómo se debían registrar, las distintas transacciones, que realizaban los mercaderes o comerciantes y que se encontraban afectas al pago de éste impuesto, especificando quienes eran los obligados a llevar estos registros y a quienes debían rendir cuentas y forma de pagarlo. 

-Cristina Coca Villar: “Una aproximación al impacto de la Guerra de Cuba en la prensa española

En la segunda mitad del siglo XIX se diseñó y desarrolló un nuevo modelo de prensa en el que se pone de manifiesto no solo el deseo de comunicar, ni tan solo el propósito de opinar, tal y como había sido habitual en la prensa de finales del XVIII y las primeras décadas de aquella centuria. Ahora comienza a gestarse un tipo de prensa que pretende conformar una determinada realidad a partir de la comunicación modulada de los hechos. Nada nuevo, pues, parece acontecer hoy con más intensidad aún. Es conocido el papel de la prensa norteamericana, especialmente el editor W. Randolph Hearts (figura inspiradora del film ciudadano Kane) que en su New York Journal, desarrolló una campaña para colocar a la opinión pública de su país a favor de exigir al gobierno estadounidense la intervención militar contra España. Frente a ello, el propósito de mi investigación es el análisis de la prensa española desde 1865 hasta 1899, al objeto de comprobar en que medida los periódicos de la época trataron de influir en la opinión pública española, para pasar desde un apoyo incondicional, o casi, a la defensa a toda costa de las colonias, hasta una casi unánime presión para solicitar el regreso de nuestros soldados.

-Alfredo de Jesús Dal Molín Flores: “Las comandancias militares en la frontera oriental platina ante la implantación del régimen de intendencias en el Virreinato de Buenos Aires”.

La Real Ordenanza de 1782 ha definido un “gobierno político y militar” a la Banda Oriental reforzando prácticas anteriores, especialmente las comandancias militares en el estilo impartido por Pedro Cevallos desde su llegada a Buenos Aires en 1756. De hecho, por la constancia de militares en el poder en esa región – donde las comandancias existían en paralelo a pueblos con cabildos – y además ante el cuadro de conflictos seguidos con el Imperio portugués en el siglo XVIII en esa región de frontera, se explica igualmente la ascensión de ingenieros militares en los cargos importantes en esa época (como ocurrió con Joaquín del Pino), durante las décadas de implantación del Régimen de Intendencias en el Virreinato del Río de la Plata. De esa forma, mediante la consulta a fuentes primarias y bibliografía principalmente sobre los regímenes municipales de la región de la frontera oriental del Virreinato, en especial bajo dominio de Montevideo, se discutirá la forma de ejecución de la estrategia borbónica de organización de poder en una región en que ya se manifestaba, desde antes de la instauración de las Intendencias en el Río de la Plata, un sugerente aspecto centralizador indicando de forma anticipada el proyecto borbónico para esa región.

 

COLOQUIO

 

 MESA 8 PERVIVENCIAS DEL DERECHO INDIANO EN EL SIGLO XIX: (Sala 6).

Moderadora: Emilia Iñesta Pastor.

 

-Antonio Dougnac Rodríguez: “Pervivencia del Derecho indiano en el constitucionalismo chileno del siglo XIX”.

El autor, tras haber estudiado la pervivencia del Derecho Indiano en los textos constitucionales de la llamada “Patria Vieja” (1810-1814), emplea similar recurso respecto de los restantes textos que ha habido en Chile desde 1818 en adelante. De este modo, examina las constituciones o’higginianas de 1818 y 1822, la llamada “moralista” de 1823, la liberal de 1828 y la duradera carta de 1833, de la que técnicamente constituye una reforma la de 1925. Entre otros temas, se analiza el origen de los asesores letrados y su continuidad; la permanencia de diversos aspectos de la administración pública, como lo es la de los ramos indianos; la similitud de facultades de nuevos órganos con las que otrora tuvo la Real Audiencia; la subsistencia del régimen de intendentes y del sistema borbónico de oficinas. Igualmente encuentra resabios indianos en la configuración de la administración de justicia y en el ejercicio del patronato que, habiendo sido atributo regio, pasó a serlo del Presidente de la República. La antigua institución de apelación en materia de gobierno, que implicaba una garantía para los súbditos frente a atropellos de las autoridades, continuó existiendo con limitaciones que son ponderadas en el trabajo. Entre otras materias abordadas, se cuentan las de la antigua residencia, el sistema de recusaciones y aspectos protocolares en que las reminiscencias del Antiguo Régimen son detectadas. Contra la idea de los historiadores decimonónicos y sus seguidores, de que las bases del sistema constitucional chileno solo podrían ser atribuibles a raíces francesas, inglesas y norteamericanas, se pone en evidencia la pervivencia de elementos tradicionales, que continuaron ejerciendo su influjo en la vida política chilena independiente.

 

-Viviana Kluger: “El Derecho indiano en las vistas fiscales de Ramón Ferreira. Un ejemplo de persistencia en la segunda mitad del siglo XIX (1856-1863)”.

En 1853 el presidente de la Confederación Argentina Justo José de Urquiza designó como Fiscal General de Estado al Dr. Ramón Ferreira, cargo en el que se desempeñó hasta1863, cuando fue designado como primer Procurador del Tesoro de la Nación de la República Argentina. Durante sus tareas como Fiscal General, le tocó dictaminar en relevantes asuntos relativos al culto y diplomáticos, en los que analizó cuestiones de gobierno que contribuyeron a perfilar la administración pública y la organización institucional de la República Argentina. El objeto del presente trabajo consiste en estudiar la presencia del derecho castellano- indiano en las vistas que Ferreira elaboró como Fiscal General de Estado entre 1856 y 1863, con miras a detectar la pervivencia de este elemento constitutivo del derecho argentino,  a casi cinco décadas después del movimiento emancipador de España y en los albores de la consolidación del sistema político y jurídico argentino. A tal efecto, utilizo como fuente principal la Colección de vistas fiscales y resoluciones en asuntos administrativos del culto, diplomáticos y civiles por el Dr. Ramón Ferreira, Fiscal de la Nación.  

 

-José de la Puente Brunke: “La evolución de la imagen del juez en el Perú del siglo XIX”.

Esta ponencia se propone plantear la evolución de la imagen del juez en el Perú del siglo XIX, y en especial en la ciudad de Lima. Teniendo como punto de partida la percepción con respecto a los ministros de la Audiencia hasta 1821, se buscará identificar los cambios en la percepción de los jueces luego de la Independencia, y en ámbitos diversos: desde el propio foro limeño, hasta la producción literaria y el periodismo. Los cambios producidos no solo tras la Independencia, sino también a causa de la anarquía de las décadas inmediatamente posteriores, y de la bonanza económica subsiguiente, deben tenerse en cuenta para explicar las variaciones de percepción sobre quienes administraban justicia. Por último, la grave crisis producida en el último tercio del siglo XIX –y expresada sobre todo en las dramáticas consecuencias de la guerra del Pacífico- influyó también en las impresiones que se planteaban con respecto al papel de los jueces en la vida nacional. Es interesante notar que si bien la Independencia implicó un cambio en el modelo de juez y en su percepción, ello no quiere decir que no siguiera teniendo cierta vigencia el modelo tradicional del juez no sujeto a la ley escrita.

COLOQUIO.

 

MESA 9. SOCIEDAD. DELITOS Y PENAS.(Sala 7)

Moderador: Miguel Pino Abad.

 

-Marcela Aspell: “Mujer y Derecho. Córdoba del Tucumán. Siglo XVIII”.

Córdoba del Tucumán, fundada por españoles en 1573, fue una ciudad mediterránea, cruce de caminos y nudo de comunicaciones para los peregrinos que recorrían las rutas hacia Buenos Aires, Asunción, Montevideo, Santiago o Lima. Alejada del teatro de las guerras, pero permanente frontera con el indio, cabecera del Obispado y sede de la Universidad, muy pronto se erigió en una ciudad indiana donde los Siglos XVII y XVIII trazaron perfiles demográficos muy particulares, y cuyo horizonte femenino destaca una significativa cota de fecundidad lograda a edad temprana y que se prolonga durante gran parte del tiempo fértil. En estos espacios primarios, en los confines mismos de la monarquía española en América comienza brotar, rechazando los criterios sociales establecidos para la elección matrimonial, un sentimiento fuertemente arraigado en una clara conciencia de libertades individuales que asiste a las mujeres, en correspondencia con sus sentimientos y por los cuales se desafían las estructuras de poder. En este contexto las relaciones familiares se expresan en tratos que escapan a los cánones tridentinos. La sobrevida de las uniones regulares anatemizadas por la Iglesia y perseguidas por las autoridades proliferaron, pese a los rigores del control. Afincadas en un mismo espacio geográfico, las uniones irregulares se inscribieron, generalmente, a su vez, en definidos contextos de marginalidad y violencia, de los que dan buena cuenta el examen de los expedientes judiciales vinculados al tema, provenientes de la sección Crimen del Archivo Histórico de la Provincia de Córdoba, arrojando una vívida y esclarecedora luz sobre el universo de los amancebamientos, amistades y tratos ilícitos que referían las formas de la convivencia libre. En este universo rural intrincado y diversificado, recorrido por procesos de intensa vitalidad, se intenta analizar el trámite procesal que adoptaron las causas penales contra mujeres labradas en la segunda mitad del Siglo XVIII unido a cuestiones de violencia suscitadas en el preciso contexto de dichas relaciones familiares y las respuestas de las intérpretes. Las voces de estas mujeres, protagonistas de los expedientes judiciales, aunque encorsetadas en un ropaje legal rígidamente formulario se suman a epistolarios y actas notariales. Un estricto orden preceptivo regula los ceñidos alcances de su capacidad, a los textos normativos se unían las precisas admoniciones de una vigilante  literatura moral y de edificación cristiana, que había producido ya obras de significación, conocidas en los ambientes indianos por su presencia en las bibliotecas conventuales y de particulares, en tanto Bandos de Buen Gobiernose introducían en su domesticidad cotidiana. Aún así grietas y rendijas que amasan, a través de los siglos indomables espíritus femeninos que vivieron en las Indias, permiten abrir las fracturas que anuncian un nuevo amanecer.

-Raquel Bisio de Orlando: “Consecuencias de la expulsión de los jesuitas en la educación rioplatense”.

Una de las causas de la expulsión de los jesuitas fue apartar a la Compañía del monopolio casi exclusivo que ejercía sobre la educación en América. La Corona se esforzó por introducir cambios en la educación en la elección  de nuevos docentes  y en  el método de estudio, donde paulatinamente se reemplazó la “ratio studiorum”, adoptando autores  que  difundieran ideas ilustradas y regalistas y  prohibiendo la enseñanza de teorías contrarias a ellas como el probabilismo y el tiranicidio. Para  la sustitución de los expulsos se recurrió a docentes  laicos o eclesiásticos, objetivo que generó complicaciones y conflictos. La ponencia analiza los distintos aspectos de este inexorable relevo: desde las disposiciones que ordenaban el mantenimiento de “los estudios para la juventud  y de casas para huérfanos” hasta los nombramientos de los docentes que reemplazaron a los jesuitas expulsos. Se destaca el lento proceso de substitución, condicionado por la  obtención de recursos para el mantenimiento de las escuelas,  provenientes de los réditos de los bienes de los expulsos, cuya aplicación era disputada por otros potenciales destinatarios. En tal sentido se analizan las condiciones cuantitativas y temporales de esos aportes y se identifica a los maestros designados y a las modalidades de su prestación. Finalmente,  se evalúa el evidente deterioro de la educación luego de la expulsión de los jesuitas así como los distintos niveles de eficiencia de la labor cumplida   en las ciudades dependientes de la Superior Junta Provincial de Buenos Aires.

-Jaime Contreras: “Leyes, pecados y delitos: la “necesidad” de la herejía”.

En este trabajo se presenta una reflexión sobre el conjunto de circunstancias teológicas y jurídicas que fueron definiendo el concepto de herejía en el amplio proceso de la historia confesional de Europa. Consecuencia de tal proceso se precisaron dos principales características: la herejía era error “protervo y pertinaz” y, además, conllevaba una dimensión social al ser entendido como “infectium vitium”. Tales conceptualizaciones significaban que la definición de herejía sólo podía realizarse desde la jerarquía, lo que determinaba que la heterodoxia sólo era tal cuando las autoridades declaraban sentirse “amenazadas”; en tal sentido pareció siempre preferirse al hereje que pregonaba su vocación de alternativa que a la disidencia reducida a una marginalidad más o menos inoperante. En tal sentido la herejía resultó ser “necesaria”. Necesaria en tanto que posibilitaba “construir delitos” a partir de conductas más o menos desviadas. Los límites de tal capacidad “constructiva” fueron infinitos, de ahí la necesidad de los jueces de codificar la producción teológica buscando delimitar el campo espacioso de la heterodoxia en función de estratégicas culturales y políticas.  La caracterización de lo herético “respondió”, así, a principios de “la razón de Estado”; de tal modo, pues, la herejía fue “necesaria”.  

COLOQUIO.

 

Jueves, 19 de septiembre

9.30 – 13.00 horas: sesión de mañana

MESA 10. ADMINISTRACIÓN DE JUSTICIA Y ACTUACIONES PROCESALES (Sala 3). Moderadora: Mercedes Galán Lorda

 

-Claudio Barahona Gallardo: “El fiscal en el Chile indiano: de la Real Audiencia a la Corte Suprema. Perfiles y transformaciones”.

Entre los variados estudios que hallamos respecto a la historia tanto de la Real Audiencia como de la Corte Suprema, se ha detectado una suerte de vacío en lo que toca al tránsito -del Chile indiano al republicano- del Ministerio Público. Este proceso debe explicarse a partir de las profundas reformas experimentadas por la administración de justicia indiana en general y por la chilena en particular, inspiradas por la Ilustración y que fueron el sello distintivo de las así llamadas reformas borbónicas, en el siglo XVIII. Ellas pervivieron en el primer constitucionalismo, y van adaptándose a medida que se consolida el gobierno republicano. Precisamente, el Ministerio Público se erige como un representante peculiar de este proceso, pues al mismo tiempo que conserva características distintivas del fiscal indiano, muda su estructura y organización a los nuevos requerimientos institucionales del siglo XIX.        

-Patricio Hidalgo Nuchera: “Resultados de la investigación judicial de la masacre de extranjeros ocurrida en Manila en octubre de 1820”.

Los días 9 y 10 de octubre de 1820 tuvo lugar en el pueblo de Binondo, en el arrabal de la capital de las Islas Filipinas, un alzamiento indígena que acabó con el asesinato de una treintena de extranjeros allí residentes. En esta ponencia, y basándonos en las certificaciones de las visitas de las cárceles de corte y de cabildo de Manila llevadas a cabo los días 24 de septiembre y 24 de diciembre de 1821, presentamos una variada información sobre los individuos detenidos como consecuencia de la investigación judicial abierta inmediatamente por las autoridades coloniales. El alto número de presos rechaza las manifestaciones de algunos coetáneos a los hechos de que no se hacía nada por castigar a los culpables.

-Pilar Latasa Vassallo: “Pleitos por promesa matrimonial incumplida en Lima (siglos XVI-XVII)”.

Tras la reforma tridentina del matrimonio, el derecho canónico estableció con claridad la diferencia entre la promesa por “palabras de presente” o consentimiento mutuo -parte esencial de la forma canónica-, y la promesa por “palabras de futuro”, circunscrita a partir de ese momento a una etapa previa al matrimonio. Sin embargo, las abundantes demandas por incumplimiento de la promesa matrimonial, presentadas ante los tribunales eclesiásticos en la época moderna, muestran que en la práctica pervivió un recurso a la promesa de futuro propio de tiempos anteriores a Trento. En este trabajo se trata de reflexionar acerca de la repercusión local de la reforma tridentina del matrimonio a partir del análisis de procesos de este tipo presentados ante el tribunal eclesiástico de Lima en los siglos XVI y XVII. 

-Emma Montanos Ferrín: “Consideraciones en torno a algunos pleitos que tañen al rey principalmente por razón de señorio:grassatio (por acción), pleito orphanis (por condición) en el ámbito del Derecho común europeo e indiano”.

Se ubican en sede de los denominados ‘casos de Corte’. Bajo esta calificación se engloban situaciones personales y comportamientos concretos – civiles o criminales – que están encomendados, por privilegio de la legislación real, al conocimiento directo del tribunal del rey; por tanto, queda excluida la competencia de otras instituciones con facultades judiciales como las Audiencias y Chancillerías. He elegido en esta ocasión como objeto de valoración dos de estos casos reservados al conocimiento de la Curia real: el del salteador de caminos quien, por sus actos criminales, está sometido a importantes y extraordinarias sanciones penales; y, el “del pleyto que demandasse huerfano” quien, por su condición, resulta especialmente protegido en todas las circunstancias. Se pone en evidencia cómo el derecho común comunica a las leyes y a la praxis judiciaria sus propias categorías. En otras palabras, cómo la scientia es parte fundamental de toda estructura legislativa y de toda decisión jurisprudencial. Y el ius communees el instrumento de desarrollo de esta scientia iuris que va dando entrada a la utilización también de la fuentes del derecho propiopuestas en relación con el derecho común. Es una scientia que crea un lenguaje técnico-científico y lo ofrece a los operadores del derecho y que elabora y engloba principios, reglas, categorías jurídicas, y las cultiva, las defiende, las madura según las circunstancias, también contra los abusos y el delito. El estudio que he realizado es una prueba más de manifestación de la articulacion del sistema del derecho común en dos significativos escenarios de casus curiae, en los que el derecho real hispano castellano e indiano, en puntos específicos, parece seguir su propio criterio a la hora de hacer singulares interpretaciones.Se trata de dos situaciones que propician la protección real a través de su Curia. En la primera de ellas, derivada de los actos cometidos por un grassator, a la hora de proteger a la sociedad porque: “Quando tales fechos como estos non fuessen escarmentados, tornarse ya ende en daño del Rey, e comunalmente de todo el Pueblo de la tierra” (Partidas 3,3,5).En la segunda, es el huérfano el que necesita ser protegido frente a la comunidad porque, debido a la fragilidad, consecuencia de la falta de un padre y de su corta edad, precisa del consiliumregio en determinadas situaciones.

DESCANSO

-Jorge Payá Sellés: “Los jueces y alguaciles de aguas en la Lima de la segunda mitad del siglo XVI”.

Las autoridades castellanas a su llegada al Perú se ocuparon, desde el primer momento, del reparto, distribución y gobierno del agua. Sobre la base del sistema prehispánico, en el Virreinato del Perú y en concreto en la Ciudad de los Reyes introdujeron una nueva reglamentación basada en el derecho castellano y en los patrones peninsulares. A partir de la segunda mitad del siglo xvi,  las normas escritas y las instituciones dieron lugar a la creación de un sistema de administración y distribución del agua propiamente hispánico. Esta propuesta, en principio basada en el derecho castellano, se nutre de elementos tanto del derecho andalusí, importado por los nuevos colonizadores, como del sistema de distribución y reparto de aguas prehispánico, dando lugar a un régimen jurídico singular. Este trabajo aborda, desde la óptica del derecho comparado, la institución del Juzgado privativo de aguas y los alguaciles como personal auxiliar, instituciones proyectadas para la Ciudad de los Reyes. Se estudian su implantación, su reglamentación y su labor jurisdiccional. También sus paralelismos con otros órganos jurisdiccionales en materia de aguas existentes en los territorios de la monarquía hispánica 

 

-Cristina Sánchez-Rodas Navarro: “Prestación de servicios y protección social de los oidores indianos (siglos XVI y XVII)”.

La finalidad de este estudio es destacar el carácter innovador del Derecho indiano que al regular con detalle la prestación de servicios de estos servidores públicos se anticipa en siglos a lo que son los cimientos del Estatuto Básico del Empleado Público español. A estos efectos se llevará a cabo un análisis comparativo entre la Recopilación de las Leyes de Indias y la Recopilación de León de Pinelo. Respecto al contenido, el trabajo se estructura en dos bloques: en el primero se abordan, entre otras cuestiones, el devengo y cuantía del salario, jornada, cómputo de la antigüedad, permisos retribuidos y régimen de incompatibilidades. En el segundo bloque, tomando como principal referente el cedulario de la Audiencia de Nueva Galicia, se expone el retiro por jubilación por merced real para los togados y las prestaciones a tanto alzado por muerte y supervivencia para sus cónyuges y familiares. Especial atención se dedicará al singular caso de Inés de Paz, prima de Hernán Cortés y casada en segundas nupcias con el Oidor Pedro de Morones, ya que la suya fue la primera pensión vitalicia de viudedad reconocida en Nueva Galicia y, probablemente, en el Nuevo Mundo. 

 

-Luis Maximiliano Zarazaga: “Acerca de la fundamentación de la sentencia”.

En resumen, el trabajo en el que vengo investigando para el Congreso de Derecho Indiano de este año 2019, se podría describir de la siguiente manera: En primer lugar, avanzo sobre la definición de sentencia, desarrollando la misma desde el punto de vista procesal así como también histórico, para arribar a una definición actual de sentencia, su composición en cada etapa. En segundo lugar, y ya desarrollada la mentada introducción, comenzaré a adentrarme en el análisis de los cuerpos legales del derecho Español, en cuanto a lo referido sobre fundamentación de la Sentencia. En tercer lugar, se analizará la repercusión que esto ha tenido en el derecho indiano criollo, analizando sentencias del 1700 al 1800 y la repercusión en los prácticos que se usaron en la ciudad de Córdoba respecto del tema en cuestión. Por último, y como corolario,  se desarrolla la proyección que este tema  ha tenido en la doctrina del derecho patrio argentino. 

COLOQUIO.

 

MESA 11PERVIVENCIAS DEL DERECHO INDIANO EN EL SIGLO XIX: (Sala 6)

Moderador: José María Vallejo García-Hevia.

 

-José María Diaz Couselo: “Antecedentes indianos del federalismo argentino”.

Son tan numerosos los motivos que se invocan como determinantes del régimen federal impuesto por la Constitución Nacional, que dedicamos este estudio a aquellos que tienen su origen en el periodo indiano, y demuestran que ese sistema de gobierno ha surgido de la entraña misma del pueblo argentino. Con relación a ello, en primer lugar destacamos que no puede hablarse de una unidad de la conquista, pues en la región del Río de la Plata fueron tres las corrientes que actuaron con ese fin e iniciaron la colonización: la del este que vino directamente de España, la del norte, que llegó del Perú y la del oeste que partió de Chile. Así el Paraguay, Tucumán, Buenos Aires y Cuyo no tuvieron un mismo origen y dirección, a lo que hay que agregar que chocaron varias veces y llegaron a declararse la guerra. Ello creó un aislamiento entre las poblaciones que fundaban los españoles, lo que junto con la extensión de los territorios del sur de la América hispana, su variada geografía y la falta de buenos caminos que dificultaba las comunicaciones, dio lugar a la formación de localismos que distinguían  a las distintas comarcas, luego provincias e intendencias. Explicaremos que si bien de la lectura de los documentos se desprende el propósito de establecer una organización centralizada en lo político y descentralizada en lo administrativo, en los hechos lo primero fue más nominal que real, por lo cual puede afirmarse que existió descentralización en ambos ámbitos; haremos referencia a los motivos que dan lugar a un antagonismo localista entre las provincias del interior y Buenos Aires, dando lugar en 1810 a lo que se denominó porteñismo y provincialismo, apareciendo así los primeros síntomas de federalismo; y por último reseñaremos la gran fuerza política que tuvieron los cabildos, en especial los del interior. 

-Javier Infante Martín: “Liberalismo, centralismo y jerarquización. La formación de una administración indiana y su pervivencia en el republicanismo chileno”.

Nuestro estudio aborda la identificación de los elementos políticos y jurídicos comunes del proceso reformista, la adaptación y asimilación de dichos principios por parte de la cultura jurídica chilena, y la pervivencia de los mismos en la conformación de la posterior institucionalidad tras el movimiento de Independencia, ha sido, por algún motivo dejado de lado. Incluso el posible efecto paradojal del reformismo –que buscaba mayor control político y eficiencia fiscal en las colonias y obtuvo (pretendidamente) la separación de las mismas-, normalmente sugerido como antecedente político y jurídico de los movimientos independentistas –el surgimiento del nacionalismo chileno a finales del Siglo XVIII-, en el caso Chileno no ha sido cabalmente estudiado y documentado más que en la –a estas alturas clásica- obra de Néstor Meza y en algunos otros lúcidos e interesantes ensayos. Se busca en definitiva, identificar y documentar la existencia de principios políticos ilustrados que, incluso contra las intenciones de los artífices y planificadores metropolitanos del reformismo (proyectistas), sirvieron de base a la conformación de una cultura política y jurídica que tuvo como consecuencia última la conformación de un espacio político sui generis, cuya manifestación última fue la Independencia nacional y posterior conformación de régimen y administración política con características originales. 

-Rafael Eduardo Jaeger Requejo: “Los juristas peruanos de la emancipación”.

El trabajo trata de abordar la formación jurídica que recibieron los canonistas y romanistas de la Universidad de San Marcos que corresponden a las generaciones que van desde fines del siglo XVIII hasta orillar los días de los últimos dos virreyes españoles.  El buceo anterior nos permitirá establecer el perfil intelectual que caracterizó la enseñanza universitaria,  el mismo que afloró en el desempeño de la vida profesional y, después de la independencia, en  el manejo de campos como los de la administración, el foro, la magistratura , así como en el de los debates y la dación de las nuevas leyes, códigos y constituciones. La historiografía ha ahondado, fundamentalmente, en la temática política y en todo caso lo cercano al aspecto constitucional,  pero, no ha tocado aspectos como la de esa doble formación jurídica y su complemento:  el de la práctica profesional, tan necesarios para armar la estructura del naciente Estado.

-Aniceto Masferrer: “Los delitos contra la honestidad en el Código penal español de 1848 y su influencia en Latinoamérica: Un análisis histórico-comparado”.

La historiografía cuenta ya con interesantes aportaciones sobre las mutuas influencias de los Códigos penales en ambas direcciones, de Europa a América y de América a Europa. Más en particular, también se ha estudiado, con carácter general, el influjo/reflujo de los Códigos penales españoles de 1822 y 1848 en muchos territorios americanos. El presente estudio tiene por objeto analizar, más en particular, la posible influencia del título relativo a los ‘delitos contra la honestidad’ del CP 1848 en algunos CPs americanos como el mexicano (1871), el chileno (1874) y el colombiano (1890). Para analizar esa posible influencia se llevará a cabo un estudio comparativo tanto de la estructura formal de los Códigos (su estructuración en título, capítulos, etc.), como del contenido específico de los artículos reguladores de las mencionadas conductas, aunque aparezcan recogidas en títulos con denominaciones distintas (‘delitos contra las familias’, ‘delitos contra la integridad’, etc.), como sucede en realidad en no pocos textos penales americanos.

DESCANSO

-Beatriz Monerri Molina: “Entre la colonia y la república: la pervivencia de las instituciones españolas en Cuba (1898-1902)”.

Con el fin del dominio español en Cuba, se inició una etapa de transición marcada por la ocupación militar norteamericana. En el presente trabajo se analizan la pervivencia y las reformas de las instituciones coloniales españolas en Cuba durante el periodo de ocupación norteamericana desde el 1 de enero de 1899 hasta el 20 de mayo de 1902. Los gobernadores militares norteamericanos, J.R. Broocke y L. Wood, además de su cometido de canalizar la transición hacia una república independiente, tuvieron que intervenir en defensa de los grandes intereses económicos de los grupos de presión norteamericanos, difícilmente compatibles con los deseos de la población cubana de alcanzar de inmediato la plena soberanía. En ambos casos, abordaron su cometido analizando si las instituciones y medios heredados de la España colonial les permitían conseguir dichos objetivos. Broocke se comprometió a mantener los códigos civiles y penales existentes al término de la soberanía española, con la única salvedad de los cambios que necesariamente debía introducir para garantizar el buen gobierno en el momento inicial de la ocupación. Por su parte Wood, más involucrado en la defensa de los intereses económicos norteamericanos en la isla que el anterior gobernador, ahondó en algunas reformas estructurales ya iniciadas durante la administración de Broocke y asumió otras que afectaron fundamentalmente al sistema judicial y a la educación.

-Sara Moreno Tejada: “Los Consejos de Administración de las provincias de Ultramar”

Durante la Década Moderada se llevaron a cabo un conjunto de reformas políticoadministrativas destinadas a articular una Administración Pública basada en los principios de centralización y jerarquía. A este fin respondería la implantación en 1845 de los Consejos provinciales, entes consultivos de la autoridad superior civil de la provincia y, al mismo tiempo, Tribunales contencioso-administrativos de primera instancia. Unos años más tarde, y con objeto de “asimilar en lo posible á la organización de la Metrópoli la de sus vastos territorios trasatlánticos” estos mismos órganos serían instaurados en las islas de Cuba, Puerto Rico y Filipinas, sustituyendo a las Reales Audiencias. La nueva Institución ultramarina gozaría de una serie de especificidades que la diferenciarían de la peninsular en lo relativo a su estructura y competencias. La investigación que se propone está destinada a realizar un estudio comparativo entre ambas Corporaciones. En concreto, analizaremos su composición, facultades, y el procedimiento contencioso-administrativo tramitado ante la misma.

COLOQUIO

 

MESA 12 PLURALISMO JURÍDICO Y DIVERSIDAD ÉTNICO-CULTURAL (Sala 7)

Moderadora: María Magdalena Martínez Almira.

 

-Daniel Allemann: “Moriscos rebeldes y mapuches refractarios: justificaciones de la esclavitud de Molina a Avendaño”.

La esclavitud es un tema clave en el pensamiento político de los teólogos de la ‘segunda escolástica.’ Es bien sabido que Francisco de Vitoria (1468-1545) rechazó la idea de que los indios del Nuevo Mundo eran los ‘esclavos naturales’ de Aristóteles y que por eso podían ser justamente conquistados. Más tarde, los discípulos del maestro salamantino se ocuparon de la justicia del tráfico de esclavos africanos y examinaron el papel de los españoles en este comercio con ‘bienes humanos.’ A pesar de las diferencias decisivas entre estos contextos, es notable que en ambos casos la esclavitud está claramente puesta fuera del mundo hispano. En efecto, todos los escolásticos españoles de los siglos XVI y XVII subrayaron la imposibilidad de la esclavitud entre cristianos y, en particular, dentro de la civitas christiana. Esta ponencia, sin embargo, presenta dos debates enlazados que ponen en duda esa visión bien definida: las disputas sobre la esclavización de los moriscos granadinos, y sobre la sumisión de los mapuches chilenos. Desde Luis de Molina (1535-1600) a Diego de Avendaño (1594-1688), los teólogos españoles defendieron la sofocación de los súbditos rebeldes. Y promoviendo la política de la corona, conceptualizaron la esclavitud como asunto que destacó en pleno corazón de la monarquía.

-Max Deardorff: “Los primeros vecinos indígenas en las ciudades del Nuevo Reino de Granada, siglos XVI y XVII”.

Esta ponencia emplea actas de cabildo, ordenanzas, instrucciones de gobierno, testamentos, y otros documentos notariales para evaluar las pautas de la normatividad sobre la convivencia urbana operante en los primeros momentos de la temprana colonia.  Se enfoca en la región del norte de los Andes conocida como el Nuevo Reino de Granada, donde antes de la invasión española vivían comunidades de etnia Muisca. Tomando en consideración la gradual disolución de la barrera entre la “República de los españoles” y la “República de los indios” en aquella región, la ponencia se dedica a comprender cuáles eran las limitaciones impuestas a los migrantes indígenas que dejaron atrás a sus pueblos de origen para establecerse en las urbes españolas en el primer siglo después de la conquista. ¿Fueron vistos como eternos transeúntes? ¿Una vez radicados en la ciudad, estaban siempre sujetos a la patria potestad de un poderoso paterfamilias español? ¿O podrían, a su vez, establecer vecindad igual que los españoles fundadores de las ciudades?  La historiografía generalmente ha tendido a asumir que la categoría de vecino fue reservada para los españoles, pero evidencia tomada de las ciudades de Santafé (Bogotá) y Tunja, tanto como el pueblo de Villa de Leyva, ofrece un contraejemplo.  La comunicación examinará los fundamentos legales que explican el caso.

 

-Ricardo Marcelo Fonseca: “Tradições juridicas, traduções culturais e traições de sentido: diálogos entre Europa e América portuguesa”.

“Partindo do pressuposto de que o tema da relação existente entre as diversas tradições jurídicas é hoje central para o jurista em geral e para o historiador do direito em particular, propõe-se a analisar algumas das chaves de leitura em que esse problema foi enfrentado (como as noções, amplamente utilizadas pelos juristas, de “recepção” ou “transplante jurídico”). A partir da crítica dos limites dessas chaves de leitura, propõe-se estudar o tema da relação entre as tradições jurídicas pela noção de “tradução”. Na medida em que o trabalho do historiador pode ser compreendido, em certa medida, como um trabalho de tradução, são analisados alguns dos teóricos da teoria da tradução (Georges Steiner, Umberto Eco e Cyril Aslanov) para, com seu instrumental, buscar modos de leitura sobre o modo como determinada época histórica se apropria do legado cultural do seu passado. A partir daí, e tomando como caso exemplar o trabalho do jurista brasileiro do século XIX, Augusto Teixeira de Freitas, na sua “Consolidação das Leis Civis” – que buscava reunir, consolidar e sistematizar o legado jurídico civilístico que ele encontrava – busca-se demonstrar como todo trabalho de “tradução” de uma determinada tradição jurídica do passado é inevitavelmente contaminada, em maior ou menor grau, pelo problema da “traição”.”

DESCANSO

-Leandro Martínez Peñas//Manuela Fernández Rodríguez: “Contenido institucional del Código Negro Carolino”.

Dentro de la legislación hispánica en América en el siglo XVIII, el proyecto de Código Negro Carolino ocupa un lugar destacado. Nacido a la sombra del auge del esclavismo que vivieron los dominios americanos en la segunda mitad de la centuria, en su contenido se incluyen varias leyes que dan forma a un entramado institucional relacionado al control de la población de color, tanto esclava como libre. Estas instituciones incluyen a los hacendados celadores, el Hospital de Negros, las cuadrillas de rancheros, la Caja Pública de Contribuciones, las cofradías de esclavos o la Sociedad Hispano-dominicana. Se trataron de elementos específicos de la legislación española, dado que, pese a la influencia de la codificación francesa en gran parte del Proyecto de Código Negro, ninguna de estas instituciones existía en la legislación gala traspuesta en el artículo hispánico carolino.

-Sergio Rodolfo Núñez y Ruiz-Díaz: “Los Tuvichás o caciques guaranís en los Rudimenta Iuris Gentium del P. Domingo Muriel, jurista del siglo XVIII”.

Domingo Muriel, (S.I., 1718-1795), quien de 1749 a 1766 se desempeñó como docente en la Universidad de Córdoba del Tucumán; analizó la función y el status de los caciques guaraníes, en el Libro Segundo, Disputatio VI, de su obra general “Elementos de Derecho Natural y de Gentes”.- Dicha obra fue elaborada en fecha posterior al extrañamiento de tierras americanas de la Compañía de Jesús, en 1797; y al igual que otros autores contemporáneos, efectúa un análisis acerca de la sociedad civil americana. En la misma no sólo fundamenta la esclavitud, sino también los denominados “señores naturales” y la existencia de una aristocracia entre los aborígenes, y particularmente las etnias gauraníes. En la presente investigación se encuentran tres marcos teóricos a desarrollar, a saber: a) un primero general que surge a consecuencia de la elaboración de dicho concepto por los juristas medievales, b) una segunda óptica que corresponde a los conceptos propios de la “Escuela de Salamanca”, y su desarrollo en el mundo jurídico americano; y por último las definiciones propias de los pensadores del siglo XVIII, que dan una visión distinta al tema en estudio.

COLOQUIO

 

15.30 – 19.00 horas: sesión de tarde

MESA 13DERECHO E INSTITUCIONES ECLESIÁSTICAS (Sala 3).

Moderadora Carmen Losa Contreras.

 

-Fernando de Arvizu y Galarraga: “La provisión de sedes episcopales indianas en el siglo XVII: consideración de conjunto”.

1.-Nacimiento y utilidad de la teoría del Regio Vicariato indiano a finales del siglo XVI, para la provisión de sedes. Con sus Quaestiones Regulares, el Fr. Juan de Focher fue el primero en lanzar la idea de que el rey tenía la condición de vicario del Papa en las Indias en todo lo que no se refiriese a la potestad de orden. Dada la situación de predominio del clero regular sobre el secular en esa época, la teoría fue muy bien acogidas por los religiosos. En un momento posterior, serían los juristas indianos (i regii, como les llamaba despectivamente Antonio Lelio de Fermo) quienes se apropiarían de la teoría para primar, según conviniese al clero secular o al regular. 2.-Fondos de archivo examinados. El material para los tres trabajos en que se ha dividido la investigación se ha centrado en las diferentes secciones de Audiencias del archivo General de Indias, en las que se conservan las consultas sobre los distintos candidatos al episcopado. Una parte de ellas están catalogadas, pero a partir de mitad del siglo XVII la catalogación finalizó, de modo que hay que seguir el expurgo de los legajos uno a uno. Ello no quita minuciosidad al trabajo, simplemente lo hace más laborioso. 3.-El proceso interno, en particular la intervención de la Rl. Cámara de Indias. Es este órgano reducido del Consejo quien se ocupa de elevar al rey la propuesta de provisión, una vez efectuado el examen de los candidatos, que le llegan tanto de las Indias como de la Península. Las propuestas son en terna, y en los primeros cincuenta años del siglo, enumeran las cualidades de los propuestos para mejor conocimiento del monarca, aunque esto no siempre ocurre y se hace cada vez más raro a lo largo del siglo. La terna se vota, al objeto de mostrar al rey la diversa consideración que los candidatos merecen a la Cámara. A veces la situación de empate lleva a proponer más de tres candidatos. Una vez que el rey ha tomado una decisión, pero antes del nombramiento, se procede a requerir la aceptación del candidato, quien puede rehusar por razones de peso suficiente, normalmente de edad, de salud o de situación familiar. A partir de ahí, el expediente va a Roma. 4.-Requisitos y cualidades del candidato a obispo: evolución a lo largo del siglo XVII. En la primera mitad del siglo XVII, la mayoría de candidatos son religiosos. La edad mínima es de 40 años, con 25 de profesión, con graduación universitaria y actividad profesoral. En obispados de territorios habitados mayoritariamente por indios, es importante conocer su lengua o haber sido pacificador de conflictos. Entre 1651 y 1675 las consultas se hacen mucho más lacónicas, pero hay datos que sobresalen: ahora se prefiere al clero secular sobre el regular como regla general; y también puede esbozarse también un iterpromocional de los obispos. Así mismo resaltan la legitimidad del nacimiento y la integridad física. En los últimos 25 años del siglo existen muy pocas indicaciones sobre los requisitos personales de los candidatos: se mantiene la edad de 40 años, y se mencionan a veces otras cualidades: pobreza, caridad, penitencia o sabiduría. En Filipinas, con carácter general, ya no se propone a religiosos para evitar conflictos con las diferentes órdenes. También se incluye –dentro del primer escalón- a párrocos y predicadores del rey. Un paso más arriba están las dignidades catedralicias y cargos asimilados en importancia: inquisidores o presidentes de Audiencia. Y en el grado o escalón más alto, están los propios obispos, que van ascendiendo de categoría a medida que se producen vacantes y el rey les considera merecedores de una promoción.  

 

-Fernando Gil González: “Los masones procesados por el Tribunal de la Inquisición en el Virreinato de la Nueva España en los siglos XVIII y XIX”.

En esta ponencia se revisa, desde la perspectiva del análisis de los lenguajes políticos o la imagen pública de la masonería que se consolidaron en la Europa de los siglos XVIII-XIX y fue alcanzando paulatinamente, con el transcurso del tiempo y por la aparición de los nuevos modelos de sociabilidad ilustrada, el Virreinato de la Nueva España a través de los procesos judiciales por parte del Tribunal de la Inquisición. Asimismo, se analizará  junto a la imagen pública de la Masonería nova-hispana, que algunos planteamientos se relacionaron con la pérdida del fundamento trascendental de legitimidad derivado de la crisis de la monarquía española, con la lucha por la independencia de las colonias, con las resistencias regalistas o incluso con los procesos gaditanos en los albores del siglo XIX. Además, la investigación explica que la masonería fue resultado del momento histórico concreto que se estaba viviendo, por lo que sólo pudieron ser expresadas de esa manera en un contexto histórico, filosófico, simbólico, jurídico, lingüístico etc. En suma, estudiar algunos hechos procesos judiciales de los masones existentes en el debate público que comienza a consolidarse como uno de los principales fundamentos de la tolerancia y de la legitimidad que difiere del discurso del Santo Oficio.  

-Fernando Jesús González: “Los oficios eclesiásticos en Indias. Aproximación a un tema central de la organización eclesiástica indiana”.

La relación jurídica y canónica entre España y la Santa Sede surgida en la concesión y constante reglamentación que protagonizó la Corona respecto de los términos y alcances del Real Patronato, ofrece un marco omnipresente para este estudio. A su vez, como contracara de esa realidad, surgieron una serie de implementaciones canónicas con las que la Santa Sede organizó la administración y jurisdicción eclesiástica en el inmenso territorio desde el descubrimiento y hasta la vigencia de la normativa canónica indiana. Los oficios eclesiásticos, reclutados desde fuentes muy disimiles tales como el derecho decretal y la tradición canónica española, resultaban ser las claves de bóveda que sostenían los sucesivos arcos de la catedral canónica en Indias. Al efecto del estudio se presenta una exposición basada en la relevancia jurídica y su correlativa articulación canónica, que tuvieron los oficios en los diversos aspectos de la organización de la Iglesia en Indias.  

-María Magdalena Martínez Almira: “Raza, gentes y hombres ante la jurisdicción ordinaria e inquisitorial en Indias. Supuestos de justicia conmutativa”.

Las descripciones físicas para la obtención de las licencias concedidas a los viajeros a Indias constatan la diversidad de las personas, libres, siervos y también esclavos. Los pasajeros de baja condición social fueron descritos como morenos, aceitunos, membrillo cocho, negros, negras, horros y esclavos; por el contrario, para sus señores y propietarios no era preciso tal nivel descriptivo. Una vez en aquellos territorios los españoles cristianos se encontraron con “el otro”, la población indígena a quienes trataron como gentes de raza y género distinto. La aplicación por extensión del concepto raza, reservado a sarracenos y judíos por ser del linaje al que pertenecían personas de otras comunidades religiosas, tuvo nefastas consecuencias. En el marco de las encomiendas se suscitan cuestiones sobre la defensa del derecho de los indios, y su consideración como comunidad igualitaria sobre la que aplicar criterios de justicia distributiva pero también conmutativa. La actuación de los jueces se orientará a la recuperación del orden mediante la aplicación de sanciones, y al cumplimiento efectivo de los castigos y penas, con el objeto de restituir a los habitantes libres su condición de ciudadanos. Los escritos de De Vitoria, Solórzano y las decisiones judiciales en relación a los delitos tanto patrimoniales como espirituales permiten abordar este análisis conceptual.

DESCANSO

-Ana María Martínez de Sánchez: “Las consuetas indianas: espejo de la organización        catedralicia hispana”.

Las consuetas indianas estuvieron inspiradas en textos peninsulares, conocidos por los obispos designados en las nuevas sedes, en los que se  basaron para organizar las catedrales allí donde fueron nombrados. No existieron mayores innovaciones en los cargos ni en las funciones que les asignaban, con obligaciones similares en cuanto al ritual y a los derechos particulares de quienes los ocupaban. Los matices que existieron respondieron a la realidad propia de cada territorio en el Nuevo Mundo, originados en la extensión de cada obispado y su riqueza o limitación económica, como también a la falta de canónigos y prebendados que se propusieran y designaran para su desempeño en Coro y Altar. La organización catedralicia hispana se trasladó a Indias en la norma, la que no siempre pudo cumplirse debido a los frecuentes períodos de sede vacante y a la carencia de funcionarios eclesiásticos que ocuparan los sitiales. A esa realidad se sumaron actitudes personales de los protagonistas, que evaluaban los beneficios económicos y sociales que les otorgaba cada espacio, como también si la movilidad de una a otra ciudad para integrar el Cabildo Eclesiástico les proporcionaba la jerarquía a la que aspiraban para progresar en su carrera.  

 

-Isabel Ramos Vázquez: “Defensa de la inmunidad eclesiástica en Perú (1684)”.

Los numerosos conflictos competenciales que, particularmente desde el comienzo de la Edad Moderna, se venían produciendo en la Corona de Castilla entre la jurisdicción eclesiástica y la jurisdicción regia, fortalecida con el envío de corregidores permanentes a las ciudades y el establecimiento de las Reales Audiencias, entre otras medidas, se trasladaron asimismo a los territorios indianos. Reproducidas allí las instituciones castellanas, el deslinde de competencias entre los gobernadores o corregidores, y los arzobispos, obispos, provisores eclesiásticos, vicarios de partido o meros sacerdotes de las distintas parroquias, provocaron abundantes problemas que nos brindan reflexiones muy interesantes acerca de las nuevas relaciones que trataban de fraguarse en esta época entre las dos principales jurisdicciones de la monarquía. Esta comunicación pretende desgranar algunas de esas reflexiones a partir de un escrito de defensa de la inmunidad eclesiástica escrito en 1684 por el arzobispo de Lima, don Melchor de Liñán y Cisneros, en respuesta a un despacho ordenado ese mismo año por el entonces virrey del Perú, don Melchor de Navarra y Rocafull, que facultaba a los corregidores y otras justicias del reino a hacer sumarias o juicios informativos contra los eclesiásticos.

 

-Joaquín Sedano Rueda: “Matrimonio público y matrimonio clandestino antes y después de Trento. Algunas precisiones canónicas a raíz delItinerario para párrocos de indiosde Alonso de la Peña Montenegro y delCursus juris canonicide Pedro Murillo Velarde”.

El concepto de matrimonio clandestino experimentó un cambio fundamental a raíz del Concilio de Trento. Con anterioridad a él, clandestino era aquel matrimonio que, siendo válido, se celebraba sin ningún tipo de publicidad. Esto es, el intercambio del consentimiento entre las partes –único requisito sustancial ante la ausencia de cualquier otro tipo de exigencias formales- se producía en ausencia de testigos y de ministro sagrado. Con el decreto tridentino Tametsise introducía por vez primera en la Iglesia una exigencia formal para contraer matrimonio, que requería para su validez la presencia del párroco y de testigos. Clandestino era, ahora, el matrimonio declarado inválido por haberse celebrado faltándole alguno de estos elementos. Esta novedad supuso dos graves problemas. El primero fue la introducción de una nueva praxis que hacía violencia al modo libre en que los fieles se habían casado desde los inicios del cristianismo. El segundo fue la cuestión de la recepción de los decretos tridentinos en las diferentes naciones, dando lugar a una fecha de entrada en vigor de este decreto distinta según los lugares. Tomando como partida el Itinerario para párrocos de indiosde Alonso de la Peña Montenegro y el Cursus juris canonicide Pedro Murillo Velarde, se analiza la incidencia de estos dos problemas en el mundo hispánico.

-José María Vallejo García-Hevia: “El obispado y los obispos de Guatemala en el siglo XVI”.

Se estudia, en la medida de lo posible, las vicisitudes de erección, provisión y pontificado de los titulares de la diócesis de Santiago de Guatemala en el siglo XVI. Asimismo, se procura dar cuenta de las especiales circunstancias geográfico-temporales y de gobierno concurrentes en la primera diócesis centroamericana; así como de sus complejas relaciones jurisdiccionales y competenciales con las autoridades civiles y jurisdiccionales de dicho territorio, en especial con el presidente y los oidores de la Audiencia y Real Chancillería de los Confines y de Guatemala.

COLOQUIO.

 

MESA 14. HISTORIOGRAFÍA DE DERECHO INDIANO (Sala 6).

Moderadora Marcela Aspell

 

-Fernán Altuve-Febres: “Juan Vicente Ugarte del Pino: Historiador del Derecho Indiano”.

Este año se cumplen los 10 primeros años de la conformación de la Fundación Ugarte del Pino creada en 2009 por Don Vicente Ugarte del Pino teniendo entre sus finalidades la promoción e investigación de la historia del derecho. En este contexto y a tres años de la sensible partida del Dr. Ugarte resulta importante revalorar la obra académica de uno de los peruanos que junto con Guillermo Lohmann Villena estuvo entre los fundadores del Instituto interaccional de derecho indiano en 1966. Nacido en Lima en 1923, Vicente Ugarte ingreso a la Universidad de San Marcos en 1941 y se graduó en ella de abogado en 1946 con una tesis sobre “Juan de Ovando y la Concepción dual del Gobierno de las Indias”. Entre 1947 y 1950 realizo sus estudios de doctorado en la entonces universidad Central e Madrid bajo la dirección de Alfonso García gallo y de Diego. A su regreso al Perú se incorporó como catedrático  de historia del derecho en San Marcos compartiendo curso con los célebres profesores Jorge Basadre y Javier Vargas Vargas, a quienes luego sustituyo. En 1968 publico su “Historia de la Facultad de Derecho de San Marcos” casa de estudios de la que llego a ser decano en 1988. También dictó asignaturas similares en la Facultad de Derecho de la Pontificia Universidad Católica del Perú (Lima, 1965-1973), en la Academia Diplomática del Perú (1966-1972), la Universidad del Pacífico (1976-1980), en la Universidad San Martín de Porres (1979-1987), en la Universidad de Lima (1979-1989).  Su destacada labor profesional a través del Estudio Ugarte que fundo su padre en 1910, le dio renombre e hizo que fuese electo decanato del Colegio de Abogados de Lima entre 1974 y 1975 años en los cuales defendió la juridicidad frente a los atropellos de la dictadura militar que lo hizo arrestó y lo mantuvo como detenido-desaparecido por varias semanas hasta que la reacción internacional logro su libración. Desde entonces recibió el título “decano de la resistencia”. En 1980 fue incorporado a la Corte Suprema de Justicia la cual presidio entre 1987 y 1988. En 1989 integró el Tribunal Andino de Justicia y presidio este ultimo en 1992. Fue condecorado con la Orden de San Raymundo de Peñafort, la Gran Cruz Peruana de la Justicia y la Orden del Sol, así como reconocido con numerosos doctorados honoris causa. Ha escrito múltiples artículos y ensayos sobre historia del derecho pero, sin dudad, su mayor aporte a la historiografía jurídica peruana reside en su “Historia de las constituciones del Perú” de 1978 donde sostuvo la legimitidad de la Carta de Cádiz de 1812 como parte integrante del constitucionalismo peruano, pues estuvo redactada en parte por peruanos y vigente en el Perú en dos etapas entre (1812-1814) y (1820-1824). 

-Pablo Arce Gargollo: “El modelo Vasco de Quiroga para la hospitalidad, la salud y el bienestar”.

En el siglo XVI, en la Nueva España, Vasco de Quiroga concibió y puso en práctica un modelo de convivencia entre los naturales logrando un notable desarrollo personal, familiar y social. Además de sus conocidos y peculiares “pueblos-hospial” que evocan, de algún modo, la utopía moreana hecha realidad, se analiza  también otra figura por él fundada, llamada “huatapera“, presente en casi todos los pueblos de Michoacán. Sostenemos que Quiroga logró diseñar e implantar un modelo de vida social que puede replicarse hoy, precisamente en una sociedad convulsa con rumbo a la deriva. Señalamos lo que nos parece son las líneas maestras de su modelo, así como las motivaciones que inspiraron a este notable humanista.

-María José Collantes de Terán de la Hera: “Los orígenes de los congresos del Instituto Internacional de Historia del Derecho Indiano”.

La celebración del XX Congreso del Instituto Internacional de Historia del Derecho Indiano puede ser una ocasión muy apropiada para dirigir una mirada retrospectiva sobre los orígenes de estos Congresos y del mismo Instituto. Es muy probable que un número importante de los congresistas que asistiremos en La Rábida a esta nueva edición -por una simple cuestión de edad o por el mero hecho del paso del tiempo- desconozca cómo se produjo el nacimiento del Instituto Internacional de Historia del Derecho Indiano, quiénes fueron sus socios fundadores, qué motivos impulsaron a su creación y cómo se iniciaron estos Congresos, máxime teniendo en cuenta que ya han fallecido gran parte de los asistentes al primero de ellos. Por esta razón me parece sumamente interesante y muy oportuno abordar estas cuestiones. 

-Francisco Cuena Boy: “Gaspar de Villarroel acerca de la ley”.

En un lugar inesperado de su Gobierno Eclesiástico Pacífico, y a propósito de una cuestión del todo particular, Gaspar de Villarroel esboza una especie de teoría general acerca de la ley queproporciona un determinado paradigma de cómo debería ser la legislación. Llama poderosamente la atención que el autor, no bien esbozado ese ideal de la ley general, duradera y conveniente y de las leyes pocas, breves y claras, lo devalúe de hecho, implícitamente, al considerar justificadas las características tan diferentes de las leyes indianas. La peregrina ubicación sistemática de esta incursión en el campo de la teoría general —dentro de una cuestión relativa al decoro y las cortesías de los obispos para con las Audiencias y sobre el uso del sitial y del dosel— y el decepcionante desarrollo de la discusión ahí escondida, arrojan cierta sombra de duda acerca de la necesidad que tenía el obispo Villarroel de meterse en esas honduras y sobre el acierto con que lo hizo.

 

DESCANSO

 

-Mercedes Galán Lorda: “Visitadores ordinarios y visitadores generales de las Audiencias y Chancillerías en el proceso recopilador indiano”.

Con motivo del hallazgo de la Recopilación de las Indias de Antonio de León Pinelo, del que mi maestro, el profesor Sánchez Bella, dio noticia en 1987, hicimos un primer cotejo entre la recopilación oficial de 1680 y la elaborada por el licenciado León en 1635. Los resultados de ese cotejo se publicaron, con la edición del texto de León Pinelo, en 1992. Quedó pendiente un trabajo más detenido, cuyo objeto era determinar la medida en que cada recopilador había utilizado la recopilación precedente, así como las novedades introducidas, atendiendo en concreto a las obras de Encinas (1596), León Pinelo (1635), y la de 1680. Aunque ya se han publicado algunos resultados, un equipo de trabajo continúa este estudio. En esta línea, esta contribución continúa el análisis comparativo y se centra en la visita. Se analiza la regulación relativa a los visitadores ordinarios enviados por las Audiencias a reconocer el distrito de su jurisdicción, así como la que afectaba a los visitadores generales de las Audiencias, en las recopilaciones de 1596, 1635 y 1680. El objeto es determinar cuáles fueron los cambios y la evolución normativa, si la hubo, en relación con la forma de hacer la visita, los oficiales auxiliares, o las competencias de los visitadores.

Susana López: “El dictamen de fray Domingo Pizarro sobre una consulta del cabildo porteño referida a la dote canónica”.

La presente ponencia ofrece una pequeña contribución al tema de la regulación dotal en el Monasterio de Monjas Catalina de la ciudad de Buenos Aires, fundado en la primera mitad del siglo XVIII. El tema de la dote canónica fue extensa y profundamente tratado en el capítulo III de la Tesis Doctoral de la profesora Alicia Beatriz Fraschina titulada: “Mujeres consagradas en el Buenos Aires colonial”. De donde nuestro aporte, inédito y original, es, apenas, un mero complemento del sobredicho trabajo. Se trata de un breve pero enjundioso dictamen, que transcribo en el Apéndice Documental realizado por fray Domingo Pizarro a solicitud del Cabildo de Buenos Aires. En él responde, con sólidos argumentos, a los puntos objeto de la consulta sobre destino y aplicación de la dote y sobre el número de monjas que albergará el monasterio.

-Pascual Marzal: “Comentarios al Derecho privado indiano entre la época colonial y el Sala americano”.

En este trabajo pretendo reunir las principales reformas que en materia de Derecho indiano, y más concretamente, en el derecho civil, se produjeron al final del periodo Colonial y en los inicios de las primeras repúblicas americanas. Para ello parto de la última legislación aprobada por la Metrópoli dirigida a aquellas tierras y los comentarios de los principales tratadistas indianos, destacando sobre todo ellos, Juan de Solórzano Pereira. La segunda parte, reúne a través de la reimpresión de la obra de Juan Sala, Ilustración del Derecho real, publicada por el editor Vicente Salvá en París en 1844 y con destino a los diferentes territorios americanos bajo diferentes denominaciones Sala mexicano, Sala venezolano, etc. las primeras y más importantes transformaciones que los gobiernos emancipados aprobaron en diferentes ámbitos del derecho privado y que fueron incorporadas al texto del catedrático valenciano al final de su obra a manera de apéndices. En ellos encontraremos normas sobre personalidad, sobre herencias y sucesiones, sobre propiedad de la tierra, lo que provocará que aunque con paso tímido, pero firme, el nuevo derecho civil americano se aparte progresivamente del Derecho patrio castellano. 

COLOQUIO

 

MESA 15. DERECHO INDIANO PROVINCIAL Y LOCAL. (Sala 7)

Moderadora Viviana Kluger

 

-Eduardo Andrades Rivas: “La Real Audiencia de Chile en el ocaso del Reino (1810-1811)”.

En la investigación se examina la gestión de la Real Audiencia de Santiago de Chile, en los últimos días de la Monarquía Hispánica en el continente americano. El estudio analiza las relaciones la Real Audiencia con la Junta de Gobierno de Chile. Por tratarse aquella de un cuerpo jurisdiccional que expresaba concepciones políticas y jurídicas opuestas sobre el gobierno del Reino, se examina brevemente el establecimiento del tribunal, sus integrantes y su compleja relación, cortés algunas veces, tensa y tirantes las más, con la Junta, que encarnaba todas las ideas políticas que los oidores rechazaban. Desde las cuestiones más elementales sobre el protocolo a aplicar entre ambos cuerpos, al importante intercambio de comunicaciones motivadas por el deseo de la Junta de ser reconocida por el Real Acuerdo, lo que se logró por la amenaza concreta del uso de la fuerza. Nuestro estudio concluye con el momento en el que se quebró todo el sistema institucional de la Monarquía, cuando la Junta determinó abolir el tribunal, que había defendido con tenacidad la Constitución del Reino y aplicó a sus ministros el ostracismo, bajo amenaza de muerte. Destacamos el examen de fuentes, que casi sin excepción no fueron debidamente apreciadas por la historiografía jurídica clásica.

-Charles Jesús Miranda Bonifaz: “El contrato de compañía en Lima a mediados del siglo XIX. Sondeo a través de algunas de sus clausulas”.

La evolución del contrato de compañía dentro de la actividad mercantil de la etapa republicana en Lima, que se comprende entre 1850 y 1860, es abordada en esta ponencia a partir del análisis de algunos de los contratos protocolizados ante los Notarios Públicos de la época. El estudio de sus cláusulas tiene por objeto establecer cuáles eran las diferentes especies de compañías constituidas en dicho periodo. Además, busca revelar cuáles eran los pactos que ordinariamente estipulaban los socios atendiendo a cada una de dichas especies y si dichos pactos respondían a las reglas establecidas en la legislación mercantil indiana de la época y del derecho propio perulero una vez promulgado el Código de Comercio de 1853. El análisis de estas cláusulas permite delinear una idea del grado de correspondencia entre el régimen legal que asumía la ley mercantil y la práctica de los comerciantes en su actividad contractual ordinaria al constituir una compañía o sociedad mercantil.

-Matthew Mirow: “El Derecho indiano y la transferencia de la Florida oriental al Reino     de España (1783-1786)”.

Gran Bretaña cedió la provincia de la Florida Oriental y su capital San Agustín a España poco después del acuerdo de paz de París en 1783. Durante aproximadamente dos años, desde mediados de 1783 hasta el 10 de noviembre de 1785, cuando el gobernador británico Patrick Tonyn partió de la Florida Oriental, los residentes de la provincia estuvieron sujetos al soberano británico que estaba de salida y al español recién llegado. El 12 de julio de 1784, el gobernador Vicente Manuel de Zéspedes tomó posesión de la provincia para la corona española y restableció las instituciones, los tribunales y las estructuras españolas bajo el derecho indiano. No obstante, muchos súbditos británicos permanecieron allí para manejar sus negocios, vender propiedades y cobrar deudas. Para resolver las disputas entre los súbditos británicos bajo su jurisdicción, Zéspedes nombró a John Leslie, un exitoso comerciante escocés, y a Francis Philip Fatio, un suizo propietario de una plantación, como jueces para casos británicos. Este estudio examina su trabajo y el trabajo de los tribunales españoles en la transición de la provincia de manos británicas a españolas. La creación de sistemas legales paralelos para diferentes poblaciones en la Florida Oriental refleja la experiencia de España al tratar con múltiples grupos de sujetos legales y revela un nuevo ejemplo de pluralismo legal en el mundo colonial español y británico de América del Norte.

-Julio Alberto Ramírez Barrios: “Audiencia de Lima y virreyes del Perú: competencias documentales y representación real”.

La promulgación de las Leyes Nuevas el 20 de noviembre de 1542 comportó el establecimiento de una doble Corte en la ciudad de Lima. De un lado, la Corte real vinculada a la Audiencia y Chancillería, y a la presencia del sello real, representación y encarnación de la misma persona regia. De otro, la corte virreinal, ligada al ejercicio de la gracia, regalía que en Indias el monarca delegó en sus virreyes. La coexistencia de dichas instancias de poder, representación ambas del monarca, pero con concepciones distintas, nunca fue fácil. Su relación resultó en muchas ocasiones más conflictual que sinérgica, especialmente en las primeras décadas del Virreinato. El propósito de esta ponencia es analizar las tensiones entre Audiencia y virrey en la segunda mitad del siglo XVI, partiendo para ello del documento, sin el que sería difícil comprender el gobierno de la monarquía en tan lejanos territorios. El documento, como representación de la persona real, y las competencias documentales cedidas a las máximas autoridades regias en las provincias del Perú nos permitirán aportar un nuevo enfoque acerca del gobierno de las Indias y de la delegación de la autoridad suprema del rey. 

DESCANSO

-José Sánchez-Arcilla Bernal: “La corrupción en la Administración indiana”.

Desde el último tercio del siglo pasado, se ha abierto una interesante línea de investigación acerca de la corrupción y en particular de las prácticas corruptas que se detectan en la administración indiana. Se trata de un tema ciertamente importante, pero que se debe afrontar con una rigurosidad metodológica en el análisis de las fuentes que, en mi opinión, todavía se ha de perfeccionar mucho más. Es necesario manejar mucha más información de la que hasta el momento se ha venido utilizando por la historiografía –cartas, memoriales, notas, noticias, instrucciones…- y, de este modo, no incurrir en generalizaciones de las que pueden resultar aventuradas afirmaciones. Es cierto que en la documentación conservada se pueden apreciar muchas quejas de los particulares sobre todo tipo de abusos: fraudes, cohechos, incumplimientos de las normas por parte de los oficiales reales y municipales –desde el virrey hasta el último alguacil de la población más remota-, pero llegar a afirmar, como se ha hecho, que la corrupción era algo intrínseco al sistema administrativo de la Monarquía hispánica e, incluso, hasta consentida y amparada por las propias instituciones metropolitanas, me parece que tales afirmaciones deben ser, cuando menos, matizadas. En el presente trabajo, que forma parte de uno de carácter más general, se aborda el estudio de las “posibles prácticas corruptas” de los oidores de las Audiencias indianas hasta mediados del siglo XVII.

 

-María Julia Solla Sastre: “Gobernar en diminutivo: la Administración mínima de España en Filipinas (segunda mitad del siglo XIX)”.

La política colonial española a mediados del siglo XIX reveló una voluntad de gobernar las islas Filipinas a través de una lógica administrativa proyectada desde la Península. Sin embargo, el desafío que supuso aquel escenario tan complejo por su geografía, orden social y multiplicidad de lenguas evidenció la incapacidad de la metrópoli para gobernar territorios tan distantes y diversos, así como su impotencia para articular un aparato administrativo con presencia sobre el terreno y exitoso. Las carencias de una administración que fue mínima obligaron a contar con la colaboración de nativos, que se entendieron a la vez necesarios y peligrosos para los intereses metropolitanos, con lo que se optó por una estrategia de superioridad peninsular sobre el Archipiélago y sus administrados: disminuirlos. 

-María Jesús Torquemada Sánchez: “Papeles de la Inquisición Mejicana en la Bancroft Library de California: algunos documentos particulares”.

Los archivos más importantes de la nación mejicana conservan un ingente acerbo de documentos sobre el tribunal inquisitorial que se estableció para la Nueva España. Sin embargo, hay algunos registros que se custodian fuera del país donde se generaron. Avatares del destino han transportado un considerable contingente de esos expedientes procesales hasta los Estados Unidos de América y, más concretamente, hasta la Universidad de California (Berkeley). Allí se halla ese repositorio que puede considerarse una elocuente y completa muestra de la forma en que desarrolló su actividad la Inquisición mejicana durante varios siglos para reprimir los distintos delitos que la legislación hispana atribuía al foro inquisitorial. Desde el delito de los judaizantes hasta el de los disidentes políticos, pasando por la brujería y la solicitación se ven reflejados en esos papeles que circulan fuera del circuito habitual por el que transitan la mayoría de los investigadores dedicados al Santo Oficio novohispano. En no pocas ocasiones se pueden encontrar entre esos expedientes algunos que completan el puzzle compuesto por otros que permanecieron dentro de los archivos mejicanos.

COLOQUIO

 

Viernes, 20 de septiembre

9.30 – 11.30 horas: sesión de mañana

MESA 16. HACIENDA Y EJÉRCITO (Sala 3)

Moderador: Miguel Ángel Chamocho Cantudo

 

-Ezequiel Abásolo: “Normas precursoras del Derecho Internacional Humanitario en las experiencias bélicas indianas. Un examen de la situación rioplatense inmediatamente anterior a la emancipación de la monarquía borbónica”.

Apoyado en la consulta de fuentes éditas e inéditas, este trabajo indaga en las formas de aplicación del derecho de gentes suscitadas durante las experiencias bélicas rioplatenses que precedieron a la Revolución de independencia. De esta manera, bajo la común inquietud por identificar las características de lo que hoy en día se conoce como Derecho Internacional Humanitario, lo que se pretende determinar son los alcances y modalidades de las referidas prácticas; comparar lo observado en este campo en América con lo evidenciado simultáneamente en el viejo mundo; y establecer, además, la eventual filiación intelectual de las experiencias indianas. Cabe aclarar, asimismo, que esta ponencia se vincula al proyecto “Vigencia y aplicación de normas precursoras del Derecho Internacional Humanitario durante los conflictos armados por la Independencia argentina”, patrocinado conjuntamente por la Universidad de la Defensa y la Universidad de Morón [Expediente UNDEF 324/2017 y proyecto Universidad de Morón PI3/18-02-EA-12].

-Beatriz Badorrey Martín: “Las Maestranzas de Caballería americanas”.

Desde los últimos años del siglo XVII y hasta principios del XIX el mundo caballeresco experimentó un resurgir gracias al nacimiento de unas nuevas corporaciones nobiliarias: las Reales Maestranzas de Caballería. La primera fue Sevilla, constituida en 1670; le siguió Granada (1686), Valencia (1690) y Ronda (1707). La guerra de Sucesión supuso un periodo de decadencia y frenó el establecimiento de nuevas fundaciones pero, finalizada la contienda, se reorganizaron las principales Maestranzas existentes y se crearon otras nuevas. Algunas tuvieron una vida breve como Carmona (1726), Antequera (1728) o Jerez de la Frontera (1739). Otras apenas llegaron a fructificar como Utrera (1731), Jaén (1731) o Palma de Mallorca (1758). Ya en el siglo XIX se fundó una nueva corporación en Zaragoza (1819). Y el panorama se completó con el establecimiento de otras dos instituciones en Hispanoamérica: La Habana (1713) y México (1790). El objeto de este trabajo es estudiar el origen, evolución y extinción de estas instituciones americanas que, aunque siguieron el modelo de las españolas, no lograron consolidarse en aquellos territorios de la monarquía hispánica. 

-Jesús Jimeno Borrero: “La sociedad anónima en la primera codificación mercantil             latinoamericana”.

La influencia del derecho europeo en la América española se prolonga muchos años después de que se consolide su independencia política en el período histórico que oscila entre la cultura jurídica indiana y la inminente llegada de la codificación. Esta pervivencia parece fundarse en el interés americano por acceder a los productos legislativos y doctrinarios europeos, como la Sociedad Anónima, que surgen durante el siglo XIX y que se materializa en la recepción del Código de Comercio. Una experiencia poco novedosa en suelo americano, debido al carácter general de las Ordenanzas de Comercio bilbaínas de 1737, aunque fuera eminentemente subsidiarias ante la ausencia de las propias cédulas de erección de los Consulados. La moderna Sociedad Anónima es incorporada progresivamente a los Códigos americanos, interpretándose como un tipo societario que posibilite el acceso de los pequeños ahorradores a los beneficios del tráfico comercial, a la consecución de grandes obras públicas (puentes, plazas, etc.) y de importantes empresas (ferrocarriles, máquinas de vapor). La ponencia incide desde una perspectiva comparada en el modo en que esta institución societaria es reinterpretada o adaptada a la realidad de cada país. 

-Carmen Losa Contreras: “La concesión de hábitos militares como mecanismo de ascenso político y social en la Nueva España”.

Con el propósito de incorporar las novedades sobre los mecanismos de concesión de la merced de hábito y la posterior obtención de la venera se han recogido en los estudios más reciente sobre las Ordenes militares en la Península, la ponencia que presento pretende analizar como los miembros del Cabildo mexicano utilizaron este mecanismo para ennoblecerse, eludiendo las probanzas sobre la falta de tachas (legitimidad, hidalguía, limpieza de sangre y limpieza de oficio) debía realizar el Consejo de Órdenes que, si llegaban a buen fin, convertían al pretendiente en caballero de la Orden elegida, a pesar de no tener los requisitos que se exigían en la pesquisa del Consejo. Las necesidades militares y económicas de la Corona en el último tercio del siglo XVII y principios del XVIII, impusieron unos mecanismos (“actos positivos” “pruebas de paso o por confín”, el recuso a la dispensa pontificia de la cualidad requerida). Claramente esta actitud permisiva de la Corona se explica por la necesidad de complacer a aquellos que, en plena almoneda de los oficios públicos, habían aportado numerario a las arcas reales a cambio de una merced.

 

COLOQUIO

 

MESA 17: PERVIVENCIAS DEL DERECHO INDIANO EN EL SIGLO XIX (Sala 6)

MODERADOR: José Antonio Pérez Juan.

 

-María Angélica Corva: “La trayectoria funcional de las instituciones indianas hacia la administración de justicia republicana en la provincia de Buenos Aires (1821-1890)”.

Durante el siglo XIX en América Latina uno de los mayores desafíos en el tránsito del gobierno monárquico al gobierno republicano fue el recorte de poder de los órganos jurisdiccionales, para que su función se limitara exclusivamente a administrar justicia. Esto requería la organización de las distintas instancias judiciales y sus competencias, junto con normas que regularan la resolución de los conflictos, universo en el que se conjugaron la costumbre, el derecho indiano y las leyes positivas. En la provincia de Buenos Aires (Argentina) la ley que terminó con los cabildos en 1821, y por ende con su función judicial, definió el diseño institucional de la administración de justicia con jueces de primera instancia letrados y jueces de paz legos. En la cúspide quedaba la Cámara de Apelaciones, creada por el Reglamento de institución y administración de justiciade 1812 para las provincias Unidas del Río de la Plata en reemplazo de la Real Audiencia. Es nuestro objetivo indagar en la trayectoria funcional de las instituciones indianas hacia la administración de justicia republicana, tomando en este caso el máximo tribunal en la secuencia de la Real Audiencia hasta la Suprema Corte, instaurada por el texto constitucional de 1873. Partiendo de los documentos de creación y funcionamiento de los tribunales superiores que se sucedieron, analizaremos sus resoluciones y fallos para identificar y dimensionar los elementos antiguos en el órgano republicano.

 

Agustín Parise: “La pervivencia de la Recopilación de Leyes de los Reynos de las Indias de 1680 en el discurso jurídico del Estado de la Luisiana durante la primera mitad del siglo XIX”.

En la presentación se abordarán cambios experimentados en el derecho del actual estado de la Luisiana, EE.UU (Luisiana), durante la primera mitad del siglo XIX. También se atenderá la medida en que el derecho indiano encontró en el uso de la Recopilación de Leyes de los Reynos de las Indias un vehículo de pervivencia. La presentación continúa una línea de investigación que abordó el uso de las Siete Partidas durante el mismo período de tiempo en el mismo espacio geográfico. La presentación se dividirá en tres partes.En primer lugar, se abordará el contexto histórico-social de la Luisiana durante el período sujeto a estudio y el lugar que el referido corpusocupó dentro de ese marco. Se ofrecerán ejemplos de la pervivencia del derecho indiano dentro del período estadual, tomando al mentado corpuscomo el vehículo para esa pervivencia. En segundo lugar, se elaborará sobre los juristas que trabajaron con ese corpusy las necesarias traducciones inglesas que realizaron durante las primeras décadas del nuevo sigloEn tercer lugar, se expondrán los resultados de un estudio que se focaliza en expedientes judiciales de la Luisiana durante la primera mitad del siglo en los cuales se hace referencia al mentado corpus. Esa aproximación apunta a demostrar cómo se experimentó la pervivencia del derecho indiano en la Luisiana. La presentación apunta a demostrar, al igual que la anterior que abordó las Siete Partidas, que el corte con un sistema (ie, indiano) y la adopción de otro (ie, estadual) no se realizan automáticamente, incluso cuando la letra de la ley pareciera indicar lo contrario. 

 

-Carlos Hugo Sánchez Raygada: “Defender las facultades del Papa en un nuevo orden      político. El Cabildo eclesiástico de Lima y los debates sobre el Patronato (1821-1835)”.

La adopción del sistema republicano representó una nueva etapa en las relaciones entre el poder político y la jerarquía eclesiástica en el Perú. Pese a que el obispo Bartolomé de las Heras se mostró a favor de la independencia en un momento inicial, las posteriores desavenencias con ministro Monteagudo provocaron que abandonase su diócesis. En este contexto, aunque el poder ejecutivo asumió decididamente el lugar que antes había ocupado la Corona, la Santa Sede no expresó formalmente su conformidad. El cabildo eclesiástico de Lima publicó una serie de escritos en los que contestó a una serie de argumentos utilizados en el Perú del siglo XIX, pero de indudable origen regalista y profundo contenido histórico. A partir de asuntos como la creación de nuevas diócesis o la designación de dignidades eclesiásticas, el cabildo de la catedral de Lima procuró salvaguardar las facultades del Papa y contener la creciente intervención del poder político.

COLOQUIO

 

MESA 18: SOCIEDAD. DELITOS Y PENAS (Sala 7).

MODERADORA: María José Collantes de Terán

 

-Miguel Pino Abad: “La represión de la tenencia y uso de armas prohibidas en Derecho indiano”.

Pocos años después de acontecer el Descubrimiento de América, los Reyes Católicos ordenaron que ninguno vendiese armas a los indios, bajo amenaza de ser castigado con severas penas tanto económicas como personales. A pesar de ello, el emperador Carlos V se vio obligado a reiterar la misma prohibición, lo que demuestra la ineficacia de esta medida. Para hacerla más efectiva, se ordenó a los oficiales de la Casa de Contratación de Sevilla que actuasen con el máximo celo en el registro de las naves que habían de partir desde la Península con destino a la otra orilla del Atlántico y que incautasen todas las armas no autorizadas. Pero, como es obvio, no todos los sujetos residentes en América tenían vedada la tenencia y utilización de armas, sino que, dependiendo de sus circunstancias personales o profesionales, muchos estuvieron autorizados para manejarlas. Así sucedió, por ejemplo, con los descubridores y pobladores españoles, quienes  pudieron llevar armas, con la única condición de que las usaran sólo para guarda y defensa de sus personas y siempre que precediera la oportuna licencia real. 

-Carlos Gabriel Rocca Mones Ruiz: “Los delitos en la conquista del Perú y Río de la Plata”.

Cuando se ha estudiado el Derecho Penal de la Monarquía Absoluta española se trató como una unidad monolítica, sin advertir la evolución desde el comienzo hasta el final del período, como tampoco que este contaba con dos subperíodos bien diferenciados: la Monarquía absoluta universal o imperial de los Austrias y la Monarquía absoluta ilustrada de los Borbones.Nuestro objetivo es estudiar su aplicación en la Conquista del Reino del Perú y de las provincias del Río de la Plata, y del Tucumán, es decir durante el primer período. Ello teniendo en cuenta que el derecho castellano es modelo del indiano: “…Siendo de una Corona los Reynos de Castilla, y de las Indias, las leyes y orden de gobierno de los unos, y dé los otros, debe ser lo más semejantes y conformes, que se pueda. Los de nuestro Consejo en las leyes y establecimientos, que para aquellos Estados ordenaren, procuren reducir la forma y manera de gobierno de ellos al estilo y orden con que son regidos y gobernados los reinos de Castilla y de León, en cuanto hubiere lugar, y permitiere la diversidad y diferencia de las tierras y naciones” (Cedulario de Encinas, t° 1° página 5, incorporada en Libro II, título II, ley 13 de la Recopilación de Leyes de los Reinos de Indias. Don Felipe Segundo en la Ordenanza 4ª del Consejo y D. Felipe IV en la 13° de 1636). Se pretende especialmente observar la forma en que fue evolucionando, en relación a la normativa y la escasa doctrina accesible de esa época.

-Claudia Gabriela Somovilla: “Delitos contra el honor en el Río de la Plata en tiempos de la Segunda Audiencia”.

Continuando en la línea de investigación sobre Injurias verbales en tiempos de la Segunda Audiencia de Buenos Aires (1785 – 1810) que llevara al XIX Congreso de Derecho Indiano celebrado en Berlín – Alemania- en 2016, presento ahora el estudio de las causas que tramitaron ante la misma Audiencia sobre delito contra el honor. Observando en ellas la pervivencia del Derecho Castellano – Indiano. El fin es conocer y analizar las particularidades de la praxis. La investigación de campo se lleva a cabo mediante la compulsa de expedientes albergados en el Archivo General de la Nación Argentina, en el Archivo Histórico de la Provincia de Buenos Aires “Ricardo Levene”. Considerando la doctrina de la época y obligatoria y necesaria lectura y estudio de investigaciones sobre la cuestión que nos ocupa, como ser los trabajos de Abelardo Levaggi sobre los Fiscales de las Audiencias de Buenos Aires.-  

 

-Ramón Pedro Yanzi Ferreira: “Delito y pena en la jurisdicción de Córdoba del Tucumán. Siglo XVIII”.

La presente investigación, es parte de un trabajo mayor sobre la pervivencia del Derecho Penal Castellano Indiano en el período 1776-1810, en la jurisdicción de Córdoba del Tucumán. El trabajo se ha realizado sobre los fondos documentales existentes en el Archivo Histórico de la Provincia de Córdoba, uno de los repositorios penales más lúcidos  y completos de nuestro país. Se han compulsado 84 Legajos que representan más de 953 causas  referida a la comisión de un amplio abanico de delitos con trámite procesal en la jurisdicción  y donde un porcentaje menor a la mitad de  las mismas llega a sentencia referidas a la comisión de los delitos de homicidio, hurto y robos, abigeato, injurias, lesiones, amistad ilícita, amancebamiento, vagancia, ociosidad y malentretenimiento, desacato, amenazas, violación, estupro, incesto, fuga de presos, deserción, juegos prohibidos, adulterio, rapto de mujeres y falsificación de moneda. Resulta esclarecedor para la comprensión de cómo funcionaba en la geografía en estudio, la organización de la justicia castellana en una remota jurisdicción del imperio, donde el rígido esquema de las pruebas legales se muestra mucho más flexible y elástico al aplicarse por jueces legos que se dejaban guiar, en forma preponderante por su libre arbitrio, impronta donde pesaba en forma decisiva su conocimiento personal de la causa, el medio y las condiciones personales del propio reo, en ocasiones definida por la gravitación de la “publica fama” o la “voz pública”y hasta sus propios intereses de clase a la hora de impartir justicia. En el proceso judicial indiano, los magistrados, eran generalmente legos y solían someter todo lo actuado en la causa a la asesoría de un letrado cuyos honorarios debían ser satisfechos por las mismas partes. Esta investigación, realizada con fondos documentales extraídos del Archivo Histórico de la Provincia de Córdoba y literatura de la época intenta analizar las particularidades que rodearon la comisión de delitos en una remota jurisdicción del imperio español en América, su impacto, tratamiento y consideración en el preciso marco de la jurisprudencia penal en el Siglo XVIII,la conformación y aplicación de las sentencias desde una visión de conjunto, la actuación de los operadores jurídicos: jueces, asesores letrados, fiscales, abogados etc y las singulares  peculiaridades del trámite de las causas penales. 

 

COLOQUIO

 

(12:00 HORAS)

Reparto de diplomas de asistencia.

Asamblea General de los miembros del Instituto Internacional de Historia del Derecho Indiano.

Acto de Clausura y foto de familia.